Kiosko La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

El alquiler de los pisos sociales de Vista Alegre, en Zamora, costará un máximo de 350 euros

La Junta invertirá 3,5 millones para levantar 40 viviendas dirigidas a menores de 35 años que cobren en familia un tope de 41.000 euros

Parcela donde se van a levantar los pisos sociales de Vista Alegre. Jose Luis Fernández

Las viviendas sociales que la Junta de Castilla y León construirá en el barrio de Vista Alegre estarán reservadas a personas de hasta 35 años con ingresos máximos en la unidad familiar de 40.000 euros anuales. Para optar al alquiler, además, deberán tener domicilio permanente en el inmueble arrendado, habrán de estar inscritos en el registro público de demandantes de la administración y, evidentemente, no podrán ser titulares de otra casa en propiedad. Cumpliendo todos estos requisitos, los interesados podrán solicitar uno de los cuarenta pisos que se levantarán en un plazo de tres años y cuyo precio mensual oscilará entre 300 y 350 euros, obteniendo así un importe absolutamente fuera de mercado y en condiciones muy ventajosas.

La Junta de Castilla y León invertirá 3,5 millones de euros para la construcción de esas 40 viviendas sociales para alquiler joven en el barrio de Vista Alegre, por lo que cada unidad tendrá un coste aproximado de 87.000 euros. Los primeros detalles del proyecto apuntan a que cada inmueble tendrá una superficie útil de entre 60 y 65 metros cuadrados y constará de dos dormitorios, dos baños, salón y cocina. “Con esto, se trata de facilitar la independencia de jóvenes recién incorporados al mundo laboral, compartiendo zonas comunes como lavandería, vending, espacios para el ocio y aparcamiento para bicicletas que mejoran la convivencia y se adaptan a los nuevos requerimientos de esta franja de población”, apuntan fuentes de la administración autonómica.

Todo ello convierte a este modelo de vivienda en lugares que facilitan la emancipación juvenil, con modelos de vivienda dignos y de calidad y el uso responsable de los recursos naturales y energéticos. En definitiva, lugares que generan claros beneficios sociales, económicos y medioambientales.

Las viviendas serán construidas por parte de la administración autonómica a través de la Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente de Castilla y León (Somacyl) con la colaboración del Ayuntamiento de Zamora, que ha sido quien ha cedido la parcela de 7.000 metros cuadrados valorada en 1,6 millones de euros. La previsión es de construir 40 pisos en una primera fase, aunque la cifra se podría doblar de cara a una segunda promoción. El alquiler estará reservado a personas de hasta 35 años en cuya unidad familiar no se supere el equivalente a cinco veces el IPREM, que son en torno a 40.000 euros de acuerdo con los últimos parámetros.

Las obras tendrán que estar terminadas a mediados del año 2026

Cada vez son más las personas que cumplen los requisitos para optar a este tipo de alquileres en la provincia de Zamora y la oferta es tremendamente escasa, puesto que la Junta de Castilla y León apenas está desarrollando promoción de vivienda pública en el territorio. Una situación que puede comenzar a cambiar después del acuerdo entre el Ayuntamiento de Zamora y Somacyl para la ejecución de este bloque en el barrio de Vista Alegre. Según las previsiones de la administración autonómica, las obras deberían estar terminadas antes de julio de 2026.

Compartir el artículo

stats