El zamorano Julio Iglesias Pérez, de Villamayor de Campos, recibió un reconocimiento de las revistas locales y asociaciones culturales de Tierra de Campos en la localidad palentina de Autillo de Campos, que era la sede de la última edición celebrada de los premios “Un diez para diez”.

En Villamayor de Campos empezó a trabajar el barro, cuando tenía 15 años, en su pueblo natal de Villamayor de Campos. El material con el que se han levantado tradicionalmente los palomares, casas y corrales de Tierra de Campos. Es una de las pocas personas de la comarca que aún puede trabajar y enseñar el oficio, lo que le ha merecido el premio en la categoría de “Artesanía”.

Una labor que requiere habilidad, pero sobre todo control del tiempo. El propio Julio explicaba que el barro necesita descansos, hay que dejarlo reposar para que se asiente, pero no demasiado para evitar que se cueza.

Otro de los diez premios de 2022, en la categoría de “Difusión comarcal”, reconocía el trabajo de investigación arqueológica sobre la explotación de las salinas de Villafáfila llevado a cabo por un equipo interdisciplinar de la Universidad de Valladolid dirigido por los arqueólogos Germán Delibes de Castro, Elisa Guerra Doce y Javier Abarquero Moras. Germán Delibres y Javier Abarquero estuvieron presentes en la gala en Astudillo para recoger el merecido galardón.

La investigación, titulada “Arqueología de la Sal: los cocederos prehistóricos de Villafáfila”, ha servido para documentar que, el esplendor salinero de Villafáfila, en la Edad Media, solo representa la culminación de un proceso iniciado hacia el año 3000 antes de Cristo. Encontraron restos arqueológicos de una explotación de sal de hace 5.000 años. Esta labor académica arrancó en 2007 y continúa a día de hoy, por lo que seguirá creciendo el número de publicaciones contrastadas.

Homenajes póstumos

Por otro lado, la organización de los premios “Un 10 para 10” rindió homenaje póstumo a otras diez personas fallecidas durante los dos últimos años, en los que no se han podido celebrar los premios por la pandemia, muchas de ellas receptoras de estos galardones en anteriores ediciones. Entre ellas el torero villalpandino Andrés Vázquez; el pradeño Paciano Fermoso Estébanez, pedagogo; Gelasio Quintana, músico y centenario de Villanueva del Campo; Félix Carmona, historiador y sacerdote de Villamayor de Campos y Daniel Cea, pintor de Castroverde.