Kiosko La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

Sesnández de Tábara recupera “los Carucheros”, una mascarada perdida el siglo pasado

Javier Clemente Ferrero dará vida al Tafarrón de Pozuelo y Rodrigo María Tomás a la Madama los días 25, 26 y 27 de diciembre

Indumentaria típica del Tafarrón. | Ch. S.

La comarca natural de Aliste, Tábara y Alba abrirá el ya próximo año 2023 sumando un nuevo ritual a su ya amplio y variado calendario de mascaradas de invierno: “los Carucheros” de Sesnández de Tábara, localidad perteneciente al municipio de Ferreruela.

Sesnández recuperará “los Carucheros” con sus tres personajes coincidiendo con el Año Nuevo. Antaño, pedir los aguinaldos, implicaba para los mozos sacar todos los domingos el año el “Pan Bendito”. Otra tradición también perdida.

La Guerra Civil marcó un antes y un después, pues tras celebrarse el 1 de enero de 1936, los mozos tuvieron que marcharse al frente. La mascarada renacía en la posguerra, pero durante muy pocos años, luego llegó el éxodo rural.

¿Qué son los carucheros?

El ritual mandaba que tres mozos se disfrazaran, dos de ellos de Carucheros y uno de Filandorra. Tras ellos iban los mozos recogiendo los aguinaldos: por lo general un trozo de longaniza. El ritual habría de dar comienzo siempre por las casas de las autoridades civiles (alcalde) y religiosos (cura).

Cada familia recibía siempre el mismo deseo y así casa tras casa toda la mañana: “Que tengáis felices días de Años Nuevos con salidas de Años Viejos, con los aumentos de gracia que ustedes deseen en vida de la compañía, familia y aquellas personas que ustedes tengan de mejor agrado”.

Los Carucheros vestían una carocha con una piel de oveja, conejo o liebre cubriéndoles la cabeza y cayendo hacia las espalda. Los cencerros eran parte imprescindible para ellos. Las vestimentas incluían amplias camisas y blusas que amarradas por un cinto hacían las veces de “Bantal” (Faldriquera) para ir guardando las castañas, nueces o higos con los que les iban obsequiando las familias. Como calzado utilizaban las cholas. A ello se sumaban las tradicionales tenazas de escalera de negrillo.

La Filandorra iba vestida de mujer, llevando su cara descubierta pero muy pintada. Su principal utensilio de castigo era una pelota con la que daba pelotazos a diestro y siniestro.

Los Carucheros finalizaban con la anochecida reuniéndose en las escuelas para compartir una convidada a base del tradicional escabeche con pan y vino. Los vecinos están muy animados: el 1 de enero volverán a salir Los Carucheros.

11

Mascarada del Tafarrón en Pozuelo de Tábara La Opinión de Zamora

Se anuncia el Tafarrón

Por su parte, la localidad de Pozuelo de Tábara ha sido la encargada una vez más de abrir las puertas, en pleno otoño, a la celebración de las mascaradas de invierno cuenta con un total de 12 personajes y cada participante reparte el ritual durante tres años consecutivos.

Javier Clemente Ferrero será este año el encargado de darle vida al Tafarrón de Pozuelo los días 25, 26 y 27 de diciembre

decoration

En el primero, aún adolescentes, se presentan como “Entrantes” y portan a San Esteban en la procesión de su día grande, en el segundo les corresponde ser los “Mayordomos” y organizar “La Función” y finalizan el tercero dando vida, según le premiaran el año anterior las suertes, al Tafarrón, Madama o Alcaldes. Aunque antaño la celebración era cosa solamente de los mozos ( es decir, varones) desde hace ya varios años se abrió la participación también a las mujeres.

El Tafarrón de Pozuelo se celebra en cinco jornadas diferentes, una en otoño y cuatro ya en invierno: 7 de diciembre (La Convidada), 22 (Arranque de la Encina), 25 día de Navidad (Vigilias en Latín), 26 (San Esteban Protomártir) y San Juan de Navidad (celebración de las Suertes).

Javier Clemente Ferrero será este año el encargado de darle vida al Tafarrón de Pozuelo los días 25, 26 y 27 de diciembre cumpliendo así el sueño de los allí nacidos. Le acompañará como segundo personaje principal la Madama: Rodrigo María Tomás. Ambos residen en Zamora. Las alcaldesas serán dos mujeres: María Menéndez Gago y Elena González Becerra.

Como “Mayordomos” y encargados de la función estarán , todos ellos Álex, Íñigo Villegas Alvarez, Alex Carro Cortabarría, Carlos Muñoz González y Javier Casado Herranz. El recambio generacional llegará de la mano de los cuatro nuevo “Entrantes” repartidos al 50% entre hombres y mujeres: Aitana Rodríguez Ferrero, Pablo Muñoz González, Mikel Clemente García y Karlota Cruz Román.

Manda la tradición que coincidiendo con la víspera de la Inmaculada Concepción, cada 7 de diciembre, el Tafarrón y la Madama hagan una convidada a todos los vecinos y emigrantes.

Javier Clemente Ferrero (Tafarrón)y Rodrigo María Tomás (Madama) ofrecieron a sus paisanos un suculento y sabroso chocolate preparado por su madres Sandra Tomás y Arancha Ferrero. Todo ello acompañado con bizcocos y buen pan.

Las mujeres (mozas) fueron las encargadas de ponerse las cencerras y salir a recorrer las calles de Pozuelo anunciando la inminente llegada: este año si habrá Tafarrón.

Pozuelo celebra desde tiempo inmemorial la tradicional mascarada de invierno del “Tafarrón”. No se conoce la fecha de su comienzo sin embargo si existe constancia de la celebración de la procesión en honor a San Esteban Protomártir desde hace la menos ya 307 años.

Compartir el artículo

stats