Kiosko

La Opinión de Zamora

Zamora, en la cima del cine independiente de Nueva York

El zamorano Álvaro de Paz protagoniza “Menina Casilda”, único film de habla hispana elegido entre 4.000 para competir el Lighthouse Internacional Film Festival

Una toma del largometraje.

“Cuando era niño quería ser Tom Cruise. Hoy me siento como si fuera a estrenar Top Gun”. El viernes, día 3 de junio, el actor zamorano de 40 años Álvaro de Paz tocará con sus manos el “sueño absoluto de mi infancia” con el estreno mundial en Nueva York de “Menina Casilda”, el primer largometraje del director francés de amplia trayectoria en el mundo del cortometraje, Eric Du Bellay. Es una película intimista y “con esquema de thriller” que interpreta en el papel principal, junto a la joven actriz Paula Varela, elegida entre un centenar de compañeras, explica Álvaro de Paz.

La magia tendrá lugar en una de las citas internacionales del cine independiente, el Lighthouse Internacional Film Festival, donde el film del director parisino participa en la sección oficial de este género junto a una veintena de trabajos. Es la única cinta de habla hispana seleccionado de entre 4.000 títulos de muy diversas nacionalidades, comenta el versátil artista aún incrédulo.

Sumamente emocionado, el zamorano que se dio a conocer por su personaje de Alfonso, “El seminarista”, en la mítica serie “Aquí no hay quién viva, no oculta su satisfacción por el trabajo bien hecho, “tiene el mérito de que se ha hecho sin casi presupuesto, grabado en mi propia casa”, en el barrio de Tetuán de Madrid. Detalla que la película “ha gustado mucho a los americanos”. Y trae a colación los elogios del prestigioso cineasta Leconte que describe “una película luminosa, entrañable, divertida y encantadora, es un éxito. Me conmovió”.

El zamorano Álvaro de Paz.

El zamorano Álvaro de Paz. Cedida

El guión, de Mario Parra, ambientado en pleno confinamiento de la población por la pandemia del COVID, ensalza “el poder de una mujer capaz de controlar la situación y llevar por donde quiere al protagonista”, Diego, un actor olvidado por el gran público, inmerso en “una vida anónima y alejada del cine, tras haber sido una estrella”.

El protagonista rapta a Sara, una joven de 20 años a la que dobla la edad, y la retiene en su casa, “es la venganza del hombre tímido”, resume Álvaro. Su partenier, que inicialmente parece una víctima del hombre, “manda sobre la película y dirige la acción, aunque el arranque sea su secuestro”. El vínculo que llegan a crear entre ellos es tan fuerte que no morirá nunca, explica Álvaro (Hormías) de Paz. En definitiva, “es la historia de dos seres humanos que se encuentran en un momento trágico de su vida, que se ayudan mútuamente: ella a él con sus miedos y sus pérdidas; y él a ella, a crecer como persona”.

El rodaje de “Menina Casilda” tuvo que anticiparse dos meses para que el zamorano pudiera interpretar al solitario protagonista. La única condición que Álvaro de Paz puso para dar vida a Diego en el largometraje: evitar que la filmación interfiriera en el rodaje en mayo pasado de su ya éxito mundial como coproductor y coguionista con Mario Caballero, de la serie “La leyenda blanca” -la primera autorizada por el Real Madrid-, cuya idea original es suya y de Íñigo de Carlos, nieto del presidente del club Luis de Carlos.

Cartel del largometraje. Cedida

Sin olvidar sus raíces, bien enterradas en Castroverde de Campos y muy atadas a su abuela materna de 88 años, Demetria Collantes, “le hará mucha ilusión que la menciones”, este actor inquieto, escritor, productor y guionista que estudió Arte Dramático en la Escuela de Arte Dramático de Zaragoza se traslada a Madrid con 20 años. Allí ha rodado con los grandes como Carlos Saura (“Goya, 3 de Mayo”), Fernando Fernán Gómez (en la obra sobre El Quijote “Morir cuerdo o vivir loco”) y con Pilar Polomero (“Las Niñas”).

Explica el delirio que le invade con esta gran oportunidad americana porque, sin duda, “el sueño de todo actor es llegar a Nueva York, suena ideal y, encima, ¡como protagonista!. Mis amigos actores me envidian porque estrenar en Gran Vía de Madrid y, después, en “la ciudad que nunca duerme” es la máxima aspiración para un intérprete”.

Desde hace tres semanas conoce la nominación de “Menina Casilda” (título inspirado en la obra poliédrica del artista Felipao que reproduce el personaje de Velázquez), pero estaba obligado a guardar el secreto, incluso, a los más íntimos hasta una semana antes del evento, “no lo podíamos decir, lo tenía que hacer oficial la organización del propio Festival”, declara pleno de entusiasmo.

Álvaro considera ya un premio poner sus pies en una de las mecas mundiales del cine, a donde volará el día 2 de junio para ser parte de lo que los expertos afirman que “es mucho más que un festival” de renombre, una de las citas más importantes a nivel internacional del cine independiente. No en vano, el hijo de Dustin Hoffman, Jake Hoffman, también compite. El film español es un homenaje a los emblemáticos actores, como ese genio americano, a los que son leyendas del cine y a tantos que ya viven en el olvido del negocio y de los espectadores, apunta.

Álvaro atesora la distinción como Mejor Actor de la IX Edición Festival Cortos Cineastas Aragoneses de 2010, por su interpretación en “Efímera”; y el Premio Paco Rabal a Mejor Actor SCIFE en 2011 por ese mismo trabajo. Tiene una amplia filmografía a sus espaldas: “Círculo Interno”, de Noel Ceballos y John Tones; “La Visita”, de Fran Azorín; “Coda 77”, de Daniel Cabrero; “Gruneisen”, “Relaxing cup of coffe” y “O.F.N.I.”, éstas de José Semprún.

Acaba de terminar el rodaje del corto “El gordólogo”, de Gianfranco Piccirillo, uno más de la larga lista que le avala como buen actor. Trabaja en diferentes series como productor, en algunas actúa, “es como ir dando vueltas alrededor de ti mismo, nunca sabes qué proyecto saldrá”. Hace dos años publicó un libro de poesía y está con otro. No para, “de pequeño me llamaban el niño hiperactivo”, aunque “para mis padres”, Antonio Hormías y Mari Paz de Paz, “no hago nada”, comenta irónico al otro lado del teléfono.

Compartir el artículo

stats