Las fiestas patronales, históricamente las fechas de reencuentros, convivencia y hermandad más importantes del año para todos los pueblos y sus vecinos y emigrantes, no contarán este verano con dos de los cuatro actos más importantes: las verbena nocturnas y las convidadas populares a base de parrilladas o paelladas. Se trata de proteger la salud de la población y muy en particular de las personas de lato riesgo: tercera edad.

Así lo acordaron por unanimidad los alcaldes en una reunión en Alcañices tras analizar la situación sanitaria y los pros y contras de la crisis originada por la pandemia: “La salud es lo primero y la situación por suerte va mejorando gracias a la vacunación, pero no podemos arriesgarnos a jugar con la vida de las personas por organizar bailes o meriendas”.

Una vez puestos de acuerdo para actuar todos en la misma dirección cada ayuntamiento ratificará la decisión en pleno para darle el correspondiente carácter oficial y la norma sea de obligado cumplimiento por y para todos. Las previsiones, gracias a la desescalada y la mejora de la situación, aventuran que el verano de 2021 será uno de los más concurridos de Aliste en el siglo XXI. La llegada de miles de emigrantes dará vida a los pueblos y volverá a permitir el reencuentro entre familiares, amigos y paisanos.

Por ello los ayuntamientos y la mancomunidad “Tierras de Aliste” trabajan ya para garantizar todos los servicios básicos tales como abastecimiento de agua (limpieza y revisión de depósitos), recogida de basuras, adecuación de acuíferos y fuentes) y limpieza de las vías y áreas públicas urbanas y campestres de los pueblos.

Aliste cuenta con la particularidad de ser una de las comarcas de la provincia de Zamora que desde los años 90 del siglo XX organiza unas de las verbenas con más prestigio y concurrencia de vecinos y forasteros, atraídos por sus bailes nocturnos y obviamente por los grandes grupos y orquestas que se contratan para amenizarlas.

Autoridades y vecinos coinciden en que “es muy doloroso tener que suspender verbenas y convidadas”, pero también reconocen que en ambos casos “es muy complicado o quizás imposible garantizar lasa distancias de seguridad y el uso de mascarillas dado que se junta mucha gente en espacios demasiado reducidos al tratarse de calles y plazas pequeñas en las que además hay que colocar los camiones escenarios de las orquestas que cada vez son más grandes”. Así mismo cada pueblo suele organizar unas convidadas comunitarias a base de diferentes alternativas todas ellas auténticas delicias gastronómicas desde la tradicional “arroz a la zamorana” originaria de Aliste a las paellas, guisados de carne con patatas o las parrilladas a la brasa de Ternera de Aliste, panceta, chorizo, sardinas o costillas, sin olvidarnos de los sabrosos hornazos alistanos.

Las reacciones

Las reacciones

Los 12 municipios alistanos y 62 pueblos que llegaron a un consenso para suspender las verbenas y convidadas son: Alcañices (Vivinera, Alcorcillo y Santa Ana), Rabanales (Matellanes, Mellanes, Ufones, Fradellos y Grisuela), Samir, Fonfría (Bermillo, Fornillos, Castro, Moveros, Ceadea, Arcillera y Bradilanes), Gallegos del Río (Domez, Valer, Puercas, Flores, Tolilla y Lober), San Vicente de la Cabeza (Palazuelo, Bercianos y Campogrande), Mahide (Boya, Pobladora, Las Torres y San Pedro de las Herrerías), Figueruela de Arriba (Figueruela de Abajo, Flechas, Riomanzanas, Gallegos del Campo, Villarino Manzanas y Moldones), Viñas (San Blas, Ribas y Vega), Trabazos (San Martín del Pedroso, Nuez, Villarino tras la Sierra y Latedo), Rábano (Sejas, Tola y San Mamed) y San Vitero (San Cristóbal, San Juan, Villarino de Cebal y El Poyo .

Otros municipios y pueblos de la zona, más de 80, cuyos alcaldes y concejales se muestran a favor de medidas similares son : Riofrío (Sarracín, Cabañas y Abejera), Pino del Oro, Muelas del Pan (Cerezal, Ricobayo y Villaflor), Carbajales , Videmala (Villanueva de los Corchos), Santa Eufemia del Barco, Losilla y San Pedro de las Cuevas) y Ferreras de Abajo (Litos).

Dentro de los otros dos actos más concurridos solo se podrá celebrar las misas pero siguiendo las directrices sanitarias en los templos y distancias de seguridad entre los feligreses. Por el contrario quedan suspendidas las procesiones alrededor de la iglesia o por las calles y plazas del pueblo.

Teo Nieto Vicente, cura de San Juan, reflexiona sobre las fiestas del verano de 2021: “Dos de las piezas básicas de la existencia humana son el sentido del disfrute de la belleza de la vida y la presencia continua de la muerte, pues como diría Quevedo somos presentes sucesiones de difuntos. Y ambas cosas, la celebración de la vida y la presencia de la muerte, en Aliste se han vivido y se viven en comunidad: se celebra la vida a través de las distintas fiestas y se acompaña, solidariamente, en la muerte. La pandemia, con sus restricciones sanitarias, ha hecho que estas dos cosas se realicen de una forma muy cercenada y eso repercute en el animo de las personas y los pueblos. Por eso es importante que seamos capaces, dentro de lo posible, seguir celebrando la vida y acompañando la muerte”.

Julio: del Cross de la Virgen de la Salud a la ruta del contrabando

Dos son las fiestas que comparten un especial devoción en Aliste: Corpus y patronales: “Este año podemos celebrar las fiestas con alguna restricción menos, pero con la misma prudencia que el verano pasado, aunque, al menos de momento, las procesiones no las podemos realizar, este año ya no tenemos limitaciones de aforo y, por supuesto, utilizar la mascarilla y usar el gel” apunta Teo Nieto. A nivel lúdico aquellos pueblos que así lo deseen si podrán organizar actividades donde sea posible garantizar los protocolos sanitarios anti Covid-19: actos al aire libre con aforos reducidos y a ser posible sentados donde se puedan delimitar la colocación de la gente a distancia y con mascarillas Entre las actividades permitidas estarán aquellas como las carreras (cross popular) y marchas de senderismo siempre que se den las condiciones y con las precauciones oportunas.

Muchos alcaldes se muestran a favor de que para evitar aglomeraciones urbanas salidas y llegadas (metas) y entrega de premios se sitúen siempre fuera del casco urbano, zonas deportivas o praderas donde se puedan mantener siempre las distancias. Los amantes del cross popular recorriendo los siempre bellos y acogedores parajes alistanos tendrán la primera gran cita el día 3 de julio en la villa de Alcañices con la carrera que coincide con lo que deberían de ser las fiestas y romería en honor a Nuestra Señora la Virgen de la Salud (patrona de la comarca de Aliste). En la práctica de senderismo las primeras rutas guiadas gratuitas llegarán gracias al programa “Déjate llevar” de la Diputación. El día 11 de julio tendrá lugar la ruta del contrabando y el 12 de octubre llegará la ruta micológica. Ceadea ha sido la primera localidad que no ha podido celebrar este año sus fiestas de San Isidro Labrador. Tras el acuerdo de suspensión de verbenas y convidadas los primeros pueblos que las verán suspendidas ya llegado el verano serán en este mismo mes de junio: el día 24 San Juan del Rebollar y Ferreras de Abajo (San Juan Bautista), el 26 Trabazos (San Pelayo) y el 29 Gallegos del Río, San Pedro de las Herrerías, San Pedro de las Cuevas y Matellanes (San Pedro Apóstol). Será este un verano atípico mirando con esperanza a julio y agosto de 2022.