Morata y diez más”. Así de categórico fue Luis Enrique durante la pasada Eurocopa, en la que se cuestionó la apuesta del asturiano por el delantero de Fuenlabrada como titular. El madrileño agradeció el respaldo del seleccionador anotando tres goles ante Polonia, en la fase de grupos, frente a Croacia en cuartos y a Italia, en semifinales. Hoy, Morata es el máximo goleador en la era de Luis Enrique con 16 tantos.

Bota de Oro

Nadie cuestiona ahora al delantero del Atlético, que suma tres goles con la selección en este Mundial de Qatar, y además saliendo del banquillo en los dos primeros partidos. Morata justificó su titularidad ante Japón en el minuto 11, con un testarazo por encima de la defensa nipona, para abrir el marcador. Un gol que el permite meterse en el grupo de máximos goleadores del torneo, con tres goles, junto al francés Mbappé, el inglés Rashford, el neerlandés Gapko y el ecuatoriano Enner Valencia, que ha quedado eliminado en la fase de grupos.

El madrileño opta, por tanto, a la Bota de Oro del Mundial de Catar. Un galardón que se instauró en 1982, con motivo del Mundial de España. Italia ganó esa edición y Paolo Rossi se hizo con el título de máximo goleador. Sin embargo, desde su creación solo dos jugadores del equipo campeón del mundo han logrado llevarse la Bota de Oro, el citado Rossi y el brasileño Ronaldo.

Morata iguala un récord de Telmo Zarra, al marcar en tres partidos consecutivos del Mundial. El rojiblanco marcó a Costa Rica, Alemania y ahora Japón. Además, con este gol se coloca quinto en la clasificación histórica de goleadores con la selección con 30 tantos.