Ansu Fati intenta anotar de chilena en el duelo de ayer. | Efe

La selección española sumó ayer su primera victoria en la segunda edición de la Liga de Naciones de la UEFA tras golear por 4-0 a Ucrania en el Estadio Alfredo di Stéfano de Madrid, un duelo donde el protagonismo lo acaparó Ansu Fati, goleador más joven ya en la historia del combinado nacional, al que le bastó media hora para deshacerse de su rival.

El delantero del FC Barcelona estrenó titularidad con la “Roja” y demostró estar preparado para asumir esta responsabilidad. Desde su primer balón, miró siempre hacia la portería rival y buscó desbordar, algo que le vendrá muy bien al combinado de Luis Enrique, que firmó un partido muy sólido ante una Ucrania desbordada desde el pitido inicial.

Fati fue el foco de atención y él no se escondió. Provocó el tempranero penalti del 1-0; creó, participó y coronó con un gol, el 3-0, su actuación. Un tanto que le permite entrar ya en los libros de historia de la selección como el más joven, con 17 años y 311 días, en haber marcado. Su partido “oscureció” incluso el doblete del capitán Sergio Ramos, encargado de encarrilar el partido desde los once metros primero y con un buen cabezazo minutos después.

Acumulando el balón y con tres goles a su favor, España se sintió muy cómoda ante una Ucrania que se asomó por primera vez a la meta de De Gea al filo del descanso en una acción sin mucho peligro.

Con el duelo encarrilado, la segunda parte no varió mucho el guion del envite. Básicamente porque Ucrania, quizá temerosa de una más dura goleada, decidió arriesgar poco y prefirió seguir siendo dominada. España, de todos modos, bajó también un tanto el ritmo en un choque con una única dirección, pero ya sin tanta “pegada” ni alteraciones de un Ansu Fati menos efervescente.

Luis Enrique aprovechó para mover su equipo, con un debut más, el de Eric García, relevo de Sergio Ramos, mientras que Reguilón y Merino tuvieron las mejores opciones para aumentar la cuenta goleadora justo antes de que Ferrán Torres cerrara el tanteo con el definitivo 4-0.