La columna del lector

De nuevo a la Diputación

26.10.2016 | 00:05

En la sección "La columna del lector" de nuestro diario La Opinión-El Correo de Zamora del día 14 de septiembre del pasado año 2015 escribí un artículo titulado "A la Diputación" que, a la vista del especial interés mostrado, presumo que fue leído detenidamente por la máxima responsable de la institución provincial, al ponerse en contacto con el que estas líneas escribe su secretaria particular y el asesor de obras de la Diputación Provincial, don Manuel Vega, este último para explicarme, a grandes rasgos, los requisitos que deben cumplir determinados caminos rurales-agrícolas o carreteras, llevadas a cabo en su día por el Servicio de Concentración Parcelaria y Ordenación Rural, creo recordar era el nombre del organismo en cuestión, como lo fue el camino agrícola de Valdescorriel a Villalpando.

Recuerdo que entre los requisitos que me citaba don Manuel Vega para acceder a la reparación del citado camino rural se exigía cumplir del orden de ocho requisitos, pero lo que sí recuerdo, porque me llamó especialmente la atención, es que uno de los requisitos fundamentales era que por ellos circule el transporte escolar, a lo que con el máximo respeto y consideración no pude por menos que contestarle que en los pueblos por los que transcurre el camino rural o carretera, pues en origen estuvo asfaltada, apenas hay niños y las escuelas se cerraron hace varias décadas, tal vez, hace más de cuarenta años.

Así las cosas, en nuestro diario La Opinión-El Correo de Zamora del viernes día 16 de septiembre de 2016 leía: "La Diputación arreglará 16 caminos rurales utilizados como carreteras", cuál fue mi sorpresa que no leí el camino rural o carretera de Valdescorriel a Villalpando. Pregunto por medio de estas líneas a la máxima responsable de la Diputación de Zamora, o en su caso al vicepresidente y diputado del Área de Obras e Infraestructura, don Juan Dúo, que por la proximidad de Valdescorriel a Benavente y tal vez conocedor de la zona, si este camino está incluido en la partida correspondiente a los presupuestos del próximo año 2017, que parece ser podría ascender, según he leído, a cinco o seis millones de euros para seguir arreglando caminos rurales de la provincia.

Recuerdo, como ya decía, en mi artículo "A la Diputación", publicado el día 14 de septiembre del pasado año 2015, que me había llamado sobremanera la atención la respuesta dada a la pregunta que le hacía la periodista a la señora presidenta: ¿Pero identificar Diputación con carreteras es inevitable? Contesta: "Mi objetivo es que todos los municipios de la provincia tengan atendidas sus necesidades básicas, llámense carreteras, abastecimiento de agua u obra pública".

Ha pasado más de un año y el camino rural o carretera de Valdescorriel a Villalpando, cabeza del partido judicial al que pertenece Valdescorriel, sigue igual, es decir, sin reparar, y añado igual no peor, pues es prácticamente intransitable. Me pregunto ¿para qué sirven las diputaciones provinciales? En otro artículo contestaré a la pregunta anterior, pregunta que ya dejaba apuntada en mi artículo "Sobre el futuro de las diputaciones", publicado en este mismo diario el día 5 de marzo de 2016.

He llegado a la conclusión de que nuestra querida provincia de Zamora, provincia eminentemente rural, con las medidas que se están tomando, esto es, ninguna, tiene los días contados, pues las únicas noticias que estamos recibiendo son auténticos jarros de agua fría, concretamente para nuestra zona de Benavente.

Les pregunto ¿qué pasa con el Corredor Atlántico y Benavente? Con la refinería de Barcial del Barco?? El puerto seco de los Paradores de Castrogonzalo pasó a la historia.

Espero su respuesta. Les anticipo que detesto la palabrería.

Zamora necesita realidades concretas ya, no promesas, eso es más propio de períodos electorales, que pasan como el viento. El jueves pasado visitaba la capital de nuestra provincia la ministra en funciones Fátima Báñez, y destacados miembros de su partido, algunos oriundos de Zamora que se han ido a Madrid.

Me pregunto ¿adónde se irán los jóvenes zamoranos parados? Yo personalmente no me creo las palabras de la ministra en funciones de que España vive una recuperación del empleo ? Ahora. Zamora o nunca. Recojo las palabras de la presidenta de la Diputación en su día:

"Lo que hay que tratar es de tener una provincia lo suficientemente próspera para que los zamoranos no tengan que salir fuera y para que los que quieran volver a sus pueblos estén lo mejor posible". Con caminos rurales como el de Valdescorriel a Villalpando dudo asienten población. La esperanza es una virtud y es lo último que se pierde. Créame que yo ya la he perdido. La mantengo como creyente, al ser una virtud teologal, en el plano espiritual.

Pedro Bécares de Lera

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Edición Local

Guarido pide el respaldo social de Zamora 10 y los sindicatos

El Ayuntamiento de la capital solicita apoyo público al proyecto con el ánimo de...

La aceptación o rechazo de la demanda municipal, antes de febrero

Seis meses. Es el plazo máximo del que dispone el Ministerio de Fomento del Gobierno...

Un antes y un después para la joya de Viloria

Un antes y un después para la joya de Viloria

El proyecto contempla la eliminación de los aparcamientos anejos y adaptar los solares colindantes...

Más que un icono

Más que un icono

El viejo viaducto recuperará el tablero y el antiguo pretil con o sin ayuda estatal

"Después del placer de asombrarse no hay ninguno mayor que el de sorprenderse"

"Después del placer de asombrarse no hay ninguno mayor que el de sorprenderse"

"La magia en realidad ocurre en la cabeza del espectador, se basa en la perfección y cuanta más...

"Zamora cercada", nueva obra para Capitonis

"Zamora cercada", nueva obra para Capitonis

El músico Víctor Argüello compone una marcha para los gigantes de la asociación cultural que se...

Enlaces recomendados: Premios Cine