13 de septiembre de 2019
13.09.2019
Baloncesto

Zamarat sigue intratable

El Quesos El Pastor jugará el domingo la final de la Copa Castilla y León tras doblegar sin concesiones al Bembibre en una nueva exhibición

13.09.2019 | 00:54

El Quesos El Pastor firmó ayer su segunda victoria de la temporada en el primer partido de la Copa Federación que le permitirá luchar por el título el domingo contra Perfumerías Avenida. Fue una nueva victoria, pero una nueva victoria con autoridad pese a que el Bembibre jugaba su primer partido de pretemporada. El claro interés de este encuentro era comprobar si el Quesos El Pastor que se impuso por una amplia diferencia a Ensino en Benavente, podría confirmar aquella magnífica impresión ahora contra un Bembibre muy bisoño todavía. Y pronto pudo comprobarse que lo de Benavente no había sido un espejismo, que este Quesos El Pastor tiene mucho que decir, incluso sin poder contar con una de sus pilares como es la canadiense Quinn Donstauder que se ha incorporado a la selección de su país con la que permanecerá hasta final de mes.

Pero las zamoranas no echaron de menos a la pívot canadiense, de ello se encargó María Felixova mostrando su contrastada experiencia y aportando un enorme trabajo defensivo y táctico. Si alguna conclusión se puede extraer de esta nueva plantilla naranja es la versatilidad de su plantilla, una plantilla en la que cualquiera se presta a asumir responsabilidades, desde la defensa que le permitió endosar un 22-43 de parcial en el primer tiempo al Bembibre de Pepe Vázquez, un conjunto llamado también a luchar por la permencia pero al que le queda mucho todavía que mejorar.

Este Quesos El Pastor promete mucha intensidad y supone una gran satisfacción ver que por primera vez, hay una plantilla de diez jugadoras, todas ellas capacitadas para estar los minutos que sea necesario sobre la cancha. Una intensidad que puso en práctica ya desde el salto inicial para firmar en los primeros cinco minutos un parcial de 0-11 (el Zamarat fue ayer visitante en el Angel Nieto) que obligó a Pepe Vázquez a solicitar su primer tiempo muerto y a ponerse muy serio con sus jugadoras. El equipo berciano perdía por una lesión en un dedo a la americana Maddie Manning y bien que lo notó en el juego interior donde, por parte zamorana, además de Felixova ofrecían buenas impresiones Ana Faussurier, y las falsas pivots, María Jespersen y Amy Okonkwo.

Felixova y Montoliu con sendos triples llevaron el marcador al 10-24 del primer cuarto, pero lo mejor estaba por llegar porque la reacción berciana no llegaba y Lolo Vázquez volvía a detener el partido para intentar arreglar el 14-34 que arrastraba el Bembibre mediado el segundo parcial, una distancia en el marcador que se mantendría ya hasta el descanso (22-43).

El regreso a la cancha del Zamarat fue de nuevo vertiginoso, con un parcial de 0-7 (un triple de Okonkwo, una asistencia de cine de Cornelius a Felixova y un robo de Motoliu). El partido se había puesto en 22-50, pero Bembibre mejoró bastante en ataque y poco a poco fue limando las diferencias hasta el 35-51 que obligó a Fran García a pedir su tiempo muerto ya que su equipo tan sólo había anotado un punto en cuatro minutos.

El Zamarat se volvió a ajustar en defensa y Felixova siguió sacando partido a su superioridad física sobre las interiores bercianas pero las fuerzas comenzaban ya a fallarle a las zamoranas que agotaban una posesión y veían como Bembibre seguía acercándose a 43-55, aunque una canasta a aro pasado de Jespersen permitió a la danesa anotar un 2+1 que dio la tranquilidad de nuevo al Quesos El Pastor para cerrar el tercer cuarto con 45-58.

El último cuarto fue un querer y no poder para el Bembibre, en un toma y daca en el que, por el cansancio, ya mandaban más las piernas que las cabezas de las jugadoras. La Copa continúa esta tarde con el Bembibre-Avenida en el Angel Nieto a las 20.30 horas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Un ejemplo de Afouteza e Corazón

LaLiga reconoció a la afición del conjunto celeste con el premio "Jugador 12" en la pasada temporada. Sin ellos hubiera sido imposible "A Nosa Reconquista"