La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

La Vía de la Plata peregrina urge medidas contra el "abandono" del oeste peninsular

El Camino que vertebra a la España despoblada reclama que se reactive la Mesa de las Cuatro Comunidades para coordinar y potenciar los territorios

Reunión de la Asociación de Caminos Vía de la Plata en Lalín (Pontevedra). | Cedida

Alrededor de cinco mil peregrinos cruzan cada año la provincia de Zamora realizando el Camino de la Vía de la Plata, que transita de sur a norte por el oeste peninsular. Desde su entrada por la Tierra del Vino hasta las tierras de la Alta Sanabria para adentrarse en la comunidad gallega, Zamora es uno de los territorios de esta ruta vertebrada por cuatro comunidades autónomas: Andalucía, Extremadura, Castilla-León y Galicia.

Un camino por el oeste español que reivindica una mirada y la atención de las administraciones como vector de desarrollo para un territorio periférico y golpeado en muchos de sus puntos por la despoblación y falta de servicios.

El asunto ha centrado el debate de las IV Jornadas de la Asociación de Caminos Vía de la Plata, que preside Filiberto Hernández, responsable del albergue de peregrinos de El Cubo del Vino. La ciudad pontevedresa de Lalín ha acogido esta reunión anual, donde los responsables de establecimientos vinculados a los caminos de la Vía de la Plata han denunciado "el abandono que en el oeste peninsular llevamos soportando durante décadas" expresó Filiberto Hernández.

Un interlocutor

"Nuestros establecimientos siguen prestando los mejores servicios y gracias a nuestro esfuerzo, los caminos del oeste vinculados a la Vía de la Plata, siguen siendo transitables y el motor de su futuro desarrollo". Pero la Asociación echa en falta el apoyo público, y sobre todo la Mesa de las Cuatro Comunidades Autónomas, constituida en el año 2019 por los consejeros de Cultura y Turismo de Andalucía, Extremadura, Castilla y León y Galicia para revitalizar la Vía de la Plata.

Una iniciativa cargada de proyectos y grandes intenciones que hoy duerme bajo los papeles. Eso denuncia la Asociación de Caminos Vía de la Plata, que exige una "reactivación" para que "se convierta en un órgano fijo e independiente de los vaivenes de quienes gobiernen en su momento".

Los establecimientos vinculados a la Vía de la Plata reclaman un interlocutor al que dirigirse porque "la franja oeste de nuestro país, acuciada por el tremendo mal de la despoblación y el abandono, necesita urgentemente que se le acondicione de una serie de elementos indispensables para que el caminante o el visitante tenga un mínimo de necesidades cubiertas" ha expuesto Filiberto Hernández en la reunión de la asociación.

Medidas tan "sencillas" como puntos de descanso, con sombra y suministro de agua en las etapas largas, se convierten en todo un galimatías cuando "no hay un lugar al que dirigirte" admite el presidente de la asociación. "Hemos tenido problemas porque había peregrinos que se perdían, bien porque no estaba bien señalizado el camino o por alguna confusión, y nos cuesta trabajo solucionar estas cosas por que no tenemos a quien dirigirnos" lamenta Hernández.

"Es absolutamente imprescindible establecer un organismo único de gestión de los Caminos de la Vía de la Plata, con capacidad para actuar y unificar. No nos valen planteamientos territoriales de las provincias o autonomías, debe considerarse como una unidad integradora". Por ello la apelación a la Mesa de las Cuatro Comunidades para revitalizar un Camino de Santiago que sea "un referente peregrino, turístico, gastronómico, cultural e histórico, que ya lo es, pero que es necesario dar a conocer al mundo", reivindican los establecimientos que pivotan alrededor de la Vía de la Plata.

Filiberto Hernández apela al ejemplo de la provincia de Zamora, con pueblos sin apenas actividad ni alicientes. "El paso de peregrinos por esos lugares, especialmente en los cuatro meses más fuertes es un activo que no podemos perder. Los establecimientos de la Vía de la Plata hemos soportado la pandemia, la crisis económica, la despoblación, estamos sosteniendo a la España vaciada y la respuesta de las administraciones es nula".

La asociación, que reúne a casi un centenar de socios, reclama que se rellene este vacío a través de una apuesta por esta ruta que vertebra buena parte de la España vaciada y que sufre los males de la periferia. Una venta abierta al mundo por la que transitan peregrinos de los cinco continentes.

Desde la Tierra del Vino hasta Sanabria, por la Sierra de la Culebra

El camino que vertebra la España despoblada, se adentra en Zamora por la Tierra del Vino y avanza por la Sierra de la Culebra y Sanabria hacia Galicia.

La Asociación Caminos de la Vía de la Plata cuenta entre sus socios con albergues en El Cubo del Vino, Villanueva de Campeán, Zamora, Montamarta, Granja de Moreruela, Tábara, Villanueva de las Peras, Olleros de Tera, Mombuey, Entrepeñas, Puebla de Sanabria, Requejo y Lubián.

Más de 90 establecimientos de Andalucía, Extremadura, Castilla y León, y Galicia prestan servicio a los peregrinos que eligen esta vía jacobea para llegar a Santiago de Compostela. El acuerdo de las cuatro comunidades aspiraba a objetivos tan ambiciosos como un Plan Nacional para el Camino de Santiago, la reivindicación de la Ruta de la Plata como Patrimonio de la Humanidad o la cuarta es la constitución de una mesa de trabajo que impulse acciones conjuntas para poner en valor la Vía de la Plata. La Asociación de Caminos no está dispuesta a que semejantes objetivos queden cerrados en un cajón.

Compartir el artículo

stats