Blog 
Sopla que te quemas
RSS - Blog de Marta Otero

El autor

Blog Sopla que te quemas - Marta Otero

Marta Otero

Me llamo Marta y mi hobby es cocinar. Desde este blog pretendo compartir mis recetas y dar algún truquillo de cocina. Espero que lo disfrutéis.

Sobre este blog de Gastronomia

¿Qué hacemos hoy de comida? Cocinar a diaro puede ser también divertido y si no tienes ideas, aquí podrás encontrar unas cuantas, fáciles, sabrosas y sanas. Mi blog en Blogger: Sopla que te quemas: http://soplaquetequemas.blogspot.com.es


Archivo

  • 02
    Febrero
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Zamora Gastronomia

    Pechuga de pollo escabechada

    Nos encantan las carnes escabechadas, sobre todo de pollo ( es lo mas socorrido). Además como el escabeche es un conservante natural puedo tener la carne bien tapada en el frigorífico varios días para ir tirando de ella para ensaladas, tostas, cenas improvisadas...

     
    Yo aquí os voy a enseñar mi manera de hacerlo, la que nos gusta y que siempre queda bien.
     
     
    Pechuga de pollo escabechada
     
     
    INGREDIENTES
    1 peghuga de pollo
    1 vaso y 1/2 de los de agua lleno de aceite de oliva
    1/2 vaso de vinagre blanco
    1/2 vaso de vino blanco o agua
    2 zanahorias
    1 cebolla
    8-9 dientes de ajo pelados
    sal
    orégano
    3-4 hojas de laurel
     
     
    Pechuga de pollo escabechada
     
     
    Cortamos la pechuga de pollo en medallones de unos dos centímetros, salamos y reservamos.
     
    En una olla, yo para hacer ésta receta utilizo mi olla de hierro fundido de Lecreuset que es fantástica para éste tipo de cocciones pero cualquier otra vale igual. Bueno que me lío, en una olla ponemos la cebolla en juliana, los dientes de ajo y la zanahoria en rodajas.
     
    A continuación echamos el aceite, el vinagre y el vino blanco. las hierbas y el  laurel.
     
    Cuando empiece a hervir añadimos la pechuga de pollo a la que habremos echado sal.
     
    Tapamos la olla y dejamos cocer a fuego bajo con la tapa puesta 30-40 minutos.
     
    Cuando haya enfríado un poco lo metemos a la nevera hasta el día siguiente. Cuando vayamos a comerlo hay que sacarlo con antelación del frío para que quede a temperatura ambiente.
     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook