08 de marzo de 2019
08.03.2019

La luz del Jueves Santo

La Penitente Hermandad de Jesús Yacente presenta en el foro del periódico su libro conmemorativo del 75 aniversario con textos y fotografías de su celebración

07.03.2019 | 21:15
Desde la izquierda, Manuel Ballesteros, Carmen Ferreras, Juan Luis Martín Barrio y Dionisio Alba.

Ocho capítulos que resumen todos los actos que se celebraron con motivo del 75 aniversario de la Penitente Hermandad de Jesús Yacente entre 2016 y 2017. Así se perfila el libro que ayer se presentó en el Club LA OPINIÓN-EL CORREO DE ZAMORA, con la asistencia del Hermano Mayor de la cofradía, Dionisio Alba Álvarez, y de los que han hecho posible esta publicación, Juan Luis Martín Barrio como autor de los textos, Manuel Ballesteros como fotógrafo de las imágenes que ilustran el libro y Gonzalo Piorno, encargado del diseño gráfico y la maquetación.

Moderada por Carmen Ferreras, todos los integrantes de la mesa participaron en una ponencia donde se puso en valor la importancia de esta hermandad dentro de la Semana Santa Zamorana, en la noche del Jueves Santo, y el buen criterio con el que se elaboró este libro, que se presentó oficialmente en el paraninfo del Colegio Universitario.

Juan Luis Martín Barrio recordó cómo la junta directiva se puso en contacto con él para lo que era "poner letra a un sueño", ya que se trataba de elaborar un libro testimonio de todas las actividades programadas para el 75 aniversario. El párroco decidió dividir el trabajo en ocho capítulos, coincidentes con las acciones programadas: Vía Crucis, exposiciones de los yacentes de las diócesis de Zamora y Astorga, la presentación de un DVD sobre la hermandad, la procesión propiamente dicha -que es el capítulo que más fotografías acumula-, la peregrinación a Roma, donde hubo un encuentro con el papa Francisco, el concierto de la Catedral, la misa por los difuntos de la hermandad o el Vía Lucis.

"Yo me encargué de poner letra en cada inicio del capítulo", recordó. Y lo hizo de una manera bien cuidada, con una intención de unir memoria, belleza y esperanza. "Memoria para agradecer, una belleza compartida y esperanza sostenida", detalló el autor, quien aseguró que los artistas "tocados por la gracia del espíritu y agraciados por el don del arte, han intentado en numerosas ocasiones plasmar a Jesús, para que el público pueda mirar y admirar, amar a quien representa la obra". Y la imagen de esta cofradía "es un claro ejemplo de ello", subrayó con admiración. "En las fotos se ve claramente que los rostros de las personas que llenan las aceras del recorrido por el casco antiguo la belleza de la imagen les genera esperanza", aseguró.

El Miserere también ha sido inspiración para poner palabras al libro. "Cada capítulo comienza con una de sus estrofas, que he ido adaptando a cada uno de los acontecimientos que describe", explica Martín Barrio. Unas palabras a las que se unen también una breve meditación con textos de autores diversos, desde clásicos como san Ignacio de Loyola hasta autores más actuales como Teresa Fernández de Arévalo e incluso san Juan Pablo II, quien, precisamente, recibió a un grupo de integrantes de la cofradía en la visita que hicieron al Vaticano en 1990 y, como curiosidad, ostenta el título de Hermano de Honor.

Las fotografías

Sobre las imágenes que ilustran la publicación, Manuel Ballesteros, quien lleva más de diez años cámara al hombro Semana Santa tras Semana Santa, afirma que la procesión de la Penitente Hermandad de Jesús Yacente "es, sin duda, una de los desfiles más solemnes, sin sobrepasarse con las florituras. Con un solo paso, ha conseguido arraigarse como una de las más significativas de la Semana Santa zamorana frente a otras que, a priori, son más populares", destacó.

En lo que concierne a su trabajo, agradeció el trato que, año tras año, les dan a los fotógrafos que toman imágenes del desfile. "Es una de las hermandades que mejor gestionan las peticiones para las acreditaciones de las cámaras", aseguró, comparándola con otras cofradías "que ponen más impedimentos".

Sobre sus lugares favoritos para captar los momentos de la noche del Jueves Santo, Ballesteros confesó que trata de cambiar de sitio cada Semana Santa, de buscar nuevos rincones. "Alguno siempre te sorprende, pero mis preferidos son aquellos que capto en lugares apartados y apagados, sin luz. Tienen otro carácter y es lo que busco", reconoció.

Una selección de 128 imágenes de Manuel Ballesteros es la que compone este libro del 75 aniversario, que, junto con los textos de Juan Luis Martín Barrio conforman una edición de la que ya disfrutan los hermanos del Yacente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.