Por fin llegó el Gordo a Zamora. Y no lo hizo solo. Una parte de un quinto premio y otra del tercero tocaron también a la provincia, que se lleva 16,5 millones de euros, casi 2.800 millones de las antiguas pesetas, solo con los premios principales del sorteo, más allá de terminaciones y pedreas.

Lógicamente, el 3.347 que ha repartido 400.000 euros por décimo ha copado la atención y el mayor volumen de dinero para los zamoranos. Especialmente para Quiruelas de Vidriales. En esta localidad se han vendido 17 décimos del Gordo. En total, 6,8 millones de euros.

No se ha quedado muy lejos Puebla de Sanabria. El bar España de la localidad ha repartido trece décimos del 3.347 para un total de 5,2 millones. Las administraciones de Pablo Morillo 3 y de Portugal 7 de la capital se han sumado a la fiesta con un boleto cada uno por valor de 400.000 euros.

En cuanto al resto de los premios, el tercer premio ha dejado un pequeño pellizco en un bar de Fuentelapeña (50.000 euros). Esa misma cantidad ha repartido un establecimiento de la calle Santiago de la capital por el mismo número.

Finalmente - aunque fue el primero en orden cronológico - una administración de Toro vendió nada menos que sesenta series de un quinto premio por un valor total de 3,6 millones.una administración de Toro vendió nada menos que sesenta series de un quinto premio por un valor total de 3,6 millones Una buena parte de esa suerte fue a parar a un bar de un pequeño pueblo de Valladolid que también está de fiesta en este 22 de diciembre.