10 de noviembre de 2018
10.11.2018

El impuesto hipotecario supone más de 300.000 euros anuales en la provincia

El pago de gravamen, uno de los más importantes en la compra de vivienda, acabará por repercutir en el cliente si la banca cumple su "promesa" de subir los tipos de interés

09.11.2018 | 20:54
Un hombre entra a una oficina bancaria, ayer en Zamora.

Los zamoranos pagan, en conjunto, una media de 300.000 euros anuales en concepto de impuesto de Actos Jurídicos Documentados, el que grava la firma de una hipoteca y la escritura pública del préstamo ante notario. Evidentemente, lo pagan las personas que suscriben un préstamo destinado a la compra de una vivienda con una entidad financiera, una media de mil personas en los últimos años „muchas más durante los años previos a la crisis económica e inmobiliaria„. El tipo general del impuesto en Castilla y León, establecido por el Gobierno regional, es el máximo que permite la ley, el 1,5% del total del préstamo recibido. La comunidad está en el grupo de regiones que aplican el tipo máximo, donde también se encuentran otras como Andalucía o Aragón. Teniendo en cuenta que los bancos prestaron el año pasado un total de 21 millones destinados a la compra de vivienda, el impuesto equivaldría a esos aproximadamente 300.000 euros, siempre suponiendo que la tributación se realice por el tipo general y no por algunas de las bonificaciones existentes.

Las últimas noticias que llegan desde el sector financiero indican que las hipotecas podrían empezar a encarecerse a partir de la próxima semana. El decreto ley del Gobierno de Pedro Sánchez se publicó ayer en el Boletín Oficial del Estado y entra en vigor hoy, día en que no se firmarán nuevas hipotecas al ser sábado. El mercado retomará el pulso el lunes y será a partir de entonces cuando habrá que analizar las implicaciones de la medida del Gobierno. En teoría, la autoridad financiera independiente será la que tenga que velar porque los bancos no repercutan en sus clientes el coste del impuesto de Actos Jurídicos Documentados, aunque se da por hecho que, al menos en parte, así será.

La decisión de hacer que sean los bancos los sujetos pasivos del impuesto cuenta con el visto bueno de los socialistas y „parece ser„ de Ciudadanos, mientras que Podemos la considera insuficiente y el PP pide la supresión del impuesto. Aunque ningún partido, a nivel provincial, se ha posicionado sobre el asunto, sí que lo ha hecho Nuevas Generaciones, la asociación juvenil del PP.

La organización juvenil considera que la modificación de la ley que se ha llevado a cabo en el Consejo de Ministros no es suficiente y que "además será ineficaz al provocar en último término un aumento de los costes hipotecarios para todos los ciudadanos". La eliminación del impuesto que grava las hipotecas, insisten desde Nuevas Generaciones, "es la mejor fórmula para asegurar que los jóvenes no van a pagarlo ni directa ni indirectamente y, de este modo, evitar un obstáculo añadido para la emancipación de los jóvenes de la provincia de Zamora, pues es a quienes este impuesto afecta especialmente". Cabe recordar que, aunque el Gobierno de España puede eliminar el impuesto, es la Junta de Castilla y León la que, llegado el caso, podría rebajar los tipos impositivos. Los populares recuerdan que en la región hay tipos reducidos del 0,5% e incluso del 0,01% si se trata de una vivienda en un núcleo rural.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.