El Juzgado investiga a una mujer de 47 años acusada de apropiarse de un móvil que otra persona olvidó en un local, quien denunció su desaparición al no poder recuperar el teléfono cuando regresó al establecimiento en el que lo había dejado. Las pesquisas de la Policía de Zamora condujeron hasta la acusada, cuyo nombre responde a las iniciales de A.C.T.A., al comprobar que el terminal continuaba operativo y que estaba siendo utilizado por la imputada.