31 de agosto de 2009
31.08.2009

Zamora romana

El filólogo José Manuel González demuestra en un estudio sobre la toponimia que «Ocelo Duri» estuvo asentada en lo que hoy es el casco urbano de la capital

31.08.2009 | 01:40
El filólogo zamorano José Manuel González Matellán

Muchos han sido los historiadores que han intentado descifrar el origen de Zamora. El planteamiento de la ubicación de «Ocelo Duri», posible villa romana, levanta numerosas opiniones entre los expertos. José Manuel González Matellán, filólogo zamorano, ha querido aportar una nueva teoría a este eterno dilema. Utiliza la toponimia como base para afirmar que el origen de Zamora es romano. El filólogo zamorano acaba de publicar un artículo en la revista «El Nuevo Miliario» donde explica como «Ocelo Duri» podría ser un asentamiento romano que se correspondería con la actual Zamora.
«Los topónimos tienen una fidelidad bastante grande ya que han permanecido a lo largo del tiempo. El problema es saberlos interpretar», explica José Manuel González que estaba investigando sobre el Zangarrón de Montamarta cuando «cayó en la cuenta de que esta población tenía un nombre que podría derivar de un vocablo romano ya que es una mezcla entre un término militar y la palabra para referirse a un monte». González Matellán sostiene que esto se puede extrapolar a Zamora ya que en la ciudad se encuentran las Peñas de Santa Marta. «"Okelo Duri" originalmente significaba peñasco prominente. En las Peñas de Santa Marta nos encontramos con una suma de tautologías toponímicas», afirma el zamorano que continúa explicando que existe un mapa de la época tardía del imperio romano donde aparece el término «Okelo Duri» que se correspondería con Zamora.
Por si esto fuera poco, el filólogo también apoya su teoría en la existencia del barrio zamorano San Frontis. «En el lado contrario del Duero está San Frontis, esta expresión es claramente romana ya que se corresponde con los términos "sub frontis pontis" que significarían por debajo del puente», afirma el filólogo. «Esto no deja la menor duda de que en el periodo romano y a esa altura del cauce, existió un puente, lo que coincide con los restos en la corriente del Duero del puente que estuvo en pie hasta el año 1310», añade.
José Manuel González Matellán comenta que probablemente si se realizaran más excavaciones es posible que aparecieran restos del posible asentamiento romano. Mientras «no se encuentren objetos hay que acudir a los términos toponímicos que siguen teniendo vigencia hoy en día».
El filólogo tiene claro que su teoría puede tener sus detractores pero cree en la existencia de este asentamiento romano sobre la capital. «Es verdad que es un tema que causa controversia, ya que hay muchos historiadores que sitúan «Ocelo Duri» en el gran yacimiento del Alba de Villalazán». Pero, concluye que las «coincidencias etimológicas no dejan dudas».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.