El Boletín Económico de Castilla y León editado por Caja España destaca, en su último número, una recuperación del mercado hipotecario provincial, de acuerdo al análisis de los datos del último trimestre de 2008. El informe destaca «el formidable crecimiento del número de hipotecas firmadas en el mes de octubre, que registró un aumento sobre el mismo mes del año 2007 del 244,4 por ciento, de tal modo que el aumento trimestral quedó fijado en el 95,1 por ciento, muy por encima del resto de las provincias de la comunidad autónoma y suponiendo tres trimestres consecutivos de evolución positiva para esta variable».

Junto a este dato positivo figuran otros que han tenido un comportamiento más positivo que en el resto de la región, mientras otro grupo ha experimentado una evolución negativa. «El índice sintético zamorano ha presentado una evolución similar a la autonómica, con diferenciales en tasas frente a Castilla y León muy bajos y estables de octubre a diciembre del 2008, concretamente de 0,4 puntos, 0,5 y 0,6».

Zamora ha tenido mejor comportamiento que la media regional en el ya reseñado mercado hipotecario, la concesión de créditos a familias y empresas, los depósitos del sistema bancario y el consumo industrial de electricidad, todos ellos indicadores de la actividad económica.

Tuvieron, sin embargo, comportamientos negativos las importaciones de productos, las exportaciones, las ventas de cemento o la matriculación de turismos, que decreció en el cuarto trimestre del año pasado un 41,3%, lo que significa «un descenso de siete puntos con respecto al registrado en el tercer trimestre».

Mercado de trabajo

En cuanto al mercado de trabajo provincial, el Boletín Económico afirma que «durante el último trimestre la ocupación se redujo en Zamora en 1.137 personas, de las que algo más de un tercio abandonaron la actividad y el resto se incorporaron al paro». En términos interanuales, la caída del empleo en Zamora «ha sido moderada, por lo que el aumento del paro en 2.465 personas se debe en algo más de tres cuartas partes al aumento del número de activos y el resto a la pérdida de empleos».

«Pese al aumento de tres puntos de la tasa de paro, hasta alcanzar el 11 por ciento de la población activa, el incremento de 1,2 puntos de la tasa de actividad, hasta el 46 por ciento de la población mayor de 16 años, ha permitido que la tasa de ocupación se mantenga en el 41 por ciento, que aunque sigue siendo la más baja de la Comunidad, al menos no ha sufrido la caída observada en otras provincias durante el último año», reseñan los expertos.

La inflación disminuyó en Zamora en el último trimestre, «aunque de nuevo por debajo de la media regional, terminando en diciembre en el 1,6 por ciento que es medio punto más que la media regional». La causa, como en toda España, ha sido la gasolina (que ha bajado el 121,5 por ciento) y los alimentos.