Kiosko

La Opinión de Zamora

Fromago confía en multiplicar su impacto económico tras el apoyo de todo el sector

La Feria ha generado 12 millones de euros, que podrán incrementarse a largo plazo al consolidarse Zamora como “la provincia del queso”

Visitantes en la Feria del queso de Fromago. | Emilio Fraile

Empiezan a conocerse los resultados del impacto económico generado por Fromago y estos han superado las expectativas de la Diputación de Zamora y del resto de instituciones implicadas en su organización, alcanzando la cifra de doce millones de euros, generados por los más de 300.000 visitantes de la I Feria Internacional del Queso, Fromago, en solo cuatro días. De esta forma, Francisco José Requejo sostiene que el evento “ha sido un éxito para Zamora y para todos los zamoranos”.

Raúl Macías, uno de los organizadores del acto, se suma a la celebración por los buenos resultados obtenidos, señalando que “las previsiones durante la organización rondaban los cinco millones de euros, por lo que el resultado final es más del doble del esperado”. Apunta a que las ventas durante la Feria han sido altísimas, conociendo de primera mano casos en los que productores participantes han viajado a Madrid o Lugo para traer más género y, aún así, han agotado todas sus existencias, “lo que ha generado un nivel de satisfacción enorme para todos”.

Óscar Somoza ve estas cifras “perfectamente plausibles” por el número de visitantes que ha habido. “Si de media, cada persona se ha gastado unos cuarenta euros, la cifra es redonda, doce millones, algo nada descabellado si se tiene en cuenta el alojamiento, la comida, las compras en los puestos de la Feria y en los comercios”.

El comercio triplica ventas

Ángel Hernández, secretario de CEOE-Cepyme y Azeco, afirma que “la Feria ha mejorado indudablemente los resultados del verano”. Desde la institución aseguran que “el volumen de clientes ha llegado a triplicarse durante el sábado en los comercios, respecto a cualquier otro del verano. De la misma forma, el resto de días también aumentaron las ventas”.

Si se comparan las cifras de ventas de Fromago con las obtenidas por los comerciantes durante periodos de gran afluencia como la Semana Santa, el volumen continúa siendo mayor. A este respecto, Óscar Somoza infiere en que “es cierto que durante esas fechas es fiesta y muchos comercios están cerrados, pero los que permanecen abiertos si han tenido unas ventas mayores, ha habido mucho consumo en todos los aspectos”.

Se ha hecho una promoción de Zamora, como mínimo a nivel nacional, que repercutirá enormemente en el número de visitantes con el que cuente la ciudad

decoration

Provincia del queso

Hernández apunta que “no se trata solo de los resultados económicos obtenidos durante estos días, hay que pararse a mirar el largo plazo”. La marca e imagen de Zamora como “provincia del queso” se ha consolidado, se ha convertido en un referente nacional y, en algunos casos, también internacional. Esta situación genera “un nuevo panorama para la provincia, que podrá contar con un mayor número de turistas y de opciones al tener un mayor reconocimiento. “Se ha hecho una promoción de Zamora, como mínimo a nivel nacional, que repercutirá enormemente en el número de visitantes con el que cuente la ciudad”.

Entre los comentarios que ha recibido, señala que la gran mayoría de los visitantes estaban encantados, se han ido de la ciudad diciendo que “Zamora es agradable, bonita, una gran desconocida a la que volver”, algo que puede traducirse en que “esos turistas retornarán y hablarán a otras personas de lo que han visto aquí”. De esta forma, “Fromago va a influir en todos los sectores de la economía, no solo en los que se han visto ahora. Zamora se ha consolidado como la provincia del queso, y eso genera interés y repercusión en otros muchos aspectos”, esta visibilidad ganada “le añade un valor intangible e incalculable a la provincia, que es lo que hace rico a un lugar”.

II Edición de Fromago

Por el momento se desconoce si habrá una segunda edición de Fromago, aunque todo apunta a que así será. Sobre este tema, Hernández no tiene dudas, “habrá continuidad, se celebrarán próximas Ferias porque los resultados lo avalan”, aunque “falta ver en qué año, si será en 2024 adquiriendo un carácter bianual, o si será más adelante”. Macías también se muestra cauto sobre la próxima edición, sostiene que “el impacto económico es un empujón considerable para que se celebre una segunda edición, aunque es pronto para saber una fecha concreta hasta que nos reunamos y tengamos las conversaciones oportunas”.

Ambos hacen hincapié en que la primera edición siempre es la más difícil, pero en esta ocasión se han batido todos los récord: asistencia, ventas, impacto económico o satisfacción ciudadana. Otras Ferias internacionales, como la de Bra, han necesitado de varias ediciones para afianzarse. Sin embargo, en palabras de Hernández “esta se ha consolidado por completo el primer año, algo tremendamente excepcional y que pone de relieve el buen funcionamiento, acogida y desempeño que ha habido por parte de todos”. De la misma forma, Macías asegura que “todas las instituciones han estado presentes” y confía en que “en próximas ediciones habrá una mayor implicación en vista de los resultados”.

La Feria ha sido un impulso de gran magnitud para todo el sector hotelero

decoration

Repercusión provincial

Los alojamientos de la ciudad estaban completos, algo que solo suele suceder durante los días de Semana Santa. los meses de julio y agosto han dejado unos resultados de ocupación no excesivamente boyantes, por lo que “la Feria ha sido un impulso de gran magnitud para todo el sector”, según apunta Óscar Somoza.

Además, “no es algo que solo se haya notado en la capital, si no que otros municipios también han tenido reservas derivadas de Fromago”. En algunos casos, los productores que han participado en el evento se han alojado en Toro, Sanabria o Benavente para que también hubiera espacio disponible para las pernoctaciones de los turistas que se quedaban durante el fin de semana en la ciudad.

De esta forma, Somoza señala que “es importante tener en cuenta la época en la que se ha logrado el lleno total en Zamora, en septiembre, en un momento en el que el ochenta por ciento de la población ya está trabajando y, aún así, la gente ha venido”. Así, “se evidencia que se deben hacer cosas durante el resto del año, fuera de los dos meses de temporada alta del periodo estival, apostar por la diversificación de opciones y actividades”. Esto generaría una mayor riqueza para la provincia y podría convertirse en una forma de apostar por el turismo sostenible.

Hernández “no descarta que se puedan realizar otras ferias” como la que hemos vivido el fin de semana, “aunque todavía no hay nada concreto sobre la mesa ni hemos hablado sobre que productos sería más conveniente hacerlo”.

Compartir el artículo

stats