Kiosko

La Opinión de Zamora

Una exposición gigante de 170 miniaturas

Capitonis Durii inaugura una muestra con figuras de la llamativa colección personal del joven Sergio Casado

Una mujer contempla parte de la exposición. | Jose Luis Fernández

Capitonis Durii inauguró este miércoles su exposición de figuras en miniatura de gigantes y cabezudos. Se trata de una muestra creada gracias a la colección particular de Sergio Casado, que ha cedido sus 170 figuras de forma temporal para dar forma a esta curiosa composición que se puede disfrutar ya en el pabellón multiusos del parque de San Martín.

Miembros de Capitonis y la concejala de Cultura, en la inauguración. | J. L. F.

El responsable de Capitonis, Luis Fernando García, explicó que esta exposición se enmarca en el 950 aniversario del Cerco de Zamora, un evento que trae consigo numerosas actividades y también propuestas originales como esta, que permitirá que los ciudadanos se acerquen a “conocer más sobre la tradición de los gigantes en toda España”. Tiempo tendrán para ello, y es que las figuras no se moverán de San Martín hasta el 30 de junio; es decir, hasta después de las fiestas de San Pedro.

Un niño señala una de las figuras. | Jose Luis Fernández

En cuanto al origen de esta particular colección, el propio Sergio Casado aclaró que su inquietud por adquirir estas piezas comenzó allá por 2011, de la mano de un hermanamiento que unió a Capitonis con un grupo de la zona de Cataluña. A partir de ahí, y tras conocer la existencia de este tipo de figuras, el joven zamorano se fue implicando hasta el punto de sumar a su particular “ejército” piezas de Sitges, Reus, Zaragoza o Pamplona.

La pasión de los catalanes

Luis Fernando García apuntó que, del mismo modo que la pasión por la Semana Santa ha llevado a la creación de distintas colecciones de congregantes representativos de las distintas cofradías de Zamora, en el caso de Cataluña son los gigantes quienes ocupan ese lugar en el corazón y en la cultura de la zona.

El gusto de un zamorano por esa implicación con los gigantes ha permitido que sus paisanos vayan a contar ahora con una exposición que “respeta las distintas jerarquías” y que busca colocar las figuras tras el cristal de un modo que resulte comprensible para quien asista a contemplar la obra. En julio, las piezas regresarán al hogar de quien las compartió.

Compartir el artículo

stats