Kiosko

La Opinión de Zamora

Sucesos en Zamora

Compra un dron por 700 euros en una plataforma digital que nunca le llegó

La cuenta que la estafadora facilitó en la red para cobrar sirvió para localizarla y condenarla | La jueza condena a la delincuente a seis meses de prisión

Detalle de un dron dispuesto para su uso. | Europa Press

Una conocida página de Internet de anuncios de compraventa de todo tipo de artículos y el ahorro del 30% en el precio del dron que se ofrecía, convencieron a un zamorano de que tenía ante sí un chollo. Con la confianza de que la mujer que quería deshacerse el aparato actuaba de buena fe, por lo que ingresó los 700 euros en los que se vendía el dron en el número de cuenta bancaria que aparecía en la misma reseña de la página digital de "milanuncios".

El vecino de Zamora acababa de ser estafado. El pequeño “avión teledirigido”, que en el mercado ronda los 1.000 euros, nunca llegó al domicilio del varón, tras el ingreso realizado el 20 de junio de 2020 y a pesar de que el acuerdo era que en un par de días el zamorano tendría en sus manos el ingenio aeronáutico pilotado por control remoto.

Tan solo un par de veces pudo comunicarse con la mujer para pedir explicaciones por el retraso de su nueva adquisición. Pasados los cinco días que le indicó que tardaría por una incidencia, el hombre ya no pudo contactar con esta personas, que resultó ser una estafadora como recoge la sentencia reciente del Juzgado de lo Penal de Zamora, cuya magistrada le ha impuesto seis meses de prisión.

Nadie volvió a contestar a los mensajes de WhatsApp del zamorano, único medio por el que ambos habían hablado sobre las condiciones de pago y de entrega del dron, lo justo para que el comprador se convenciera de que su nueva adquisición era un buen negocio y depositara el dinero en la cuenta de la mujer, de iniciales S.B.M., condenada por el delito, quien durante la investigación judicial había negado ser la autora del engaño.

La Policía Nacional logró dar con la acusada rastreando el número de cuenta que acompañaba al anuncio. Y el mismo día del juicio admitió que nunca tuvo intención de vender un dron al zamorano y que el anuncio era una treta para hacerse con los 700 euros, que ahora tendrá que devolver a la víctima.

Compartir el artículo

stats