Kiosko

La Opinión de Zamora

El reto demográfico

Los jóvenes exigen más avances contra la despoblación

Un estudio con participación zamorana presentado en el Senado revela que las nuevas generaciones demandan progresos más consistentes

Irene Barahona, durante la recepción con las autoridades. |

Los jóvenes demandan acciones más consistentes para luchar contra el problema demográfico. El estudio sobre la “evolución de la percepción de los avances de la España despoblada en el periodo 2021-2022”, que se presentó este miércoles en el Senado, revela que dos tercios de los chicos y chicas que ofrecieron su opinión consideran que no ha habido progresos en los últimos años o, incluso, que la situación ha ido a peor. El análisis, elaborado por la cátedra especializada de Next Educación y dirigido por Manuel Campo Vidal, implicó a administraciones, asociaciones, emprendedores y particulares procedentes de 39 provincias, entre ellas Zamora, y aglutinó finalmente la opinión de 323 “voces representativas del medio rural”.

El Senado, durante la presentación del estudio. | S. E.

El estudio planteó a los participantes casi una treintena de preguntas y los dividió por grupos para extraer distintas conclusiones. Es en ese apartado donde se percibe que los jóvenes entienden que la problemática de la despoblación sigue atascada en el mismo punto desde la Revuelta de la España Vaciada de 2019, o que apenas ha habido mínimos avances. Solo el 3,8% considera que se han producido mejoras significativas.

Los escollos principales

Entre esos progresos, la juventud de las zonas rurales estima que el gran paso adelante se ha producido en el ámbito mediático, mientras que apenas ha observado intervenciones positivas desde la política o el sector privado. Por contra, más de la mitad de los jóvenes participantes en el estudio ve como escollos graves la carencia de conectividad, la lentitud burocrática, la descoordinación entre administraciones o la falta de proyectos emprendedores y de financiación.

En paralelo a esa realidad, las nuevas generaciones del medio rural consideran mayoritariamente que los servicios médicos, comerciales y bancarios han retrocedido en los últimos años, lo que a su juicio dificulta el despertar de las comarcas. La reversión de esas tendencias aparece entre las reclamaciones de unos jóvenes que también reclaman apoyo para el aterrizaje en pequeños municipios, mejora de las infraestructuras, incentivación de la vida en los pueblos o una mayor descentralización.

En contra de las políticas

Además, un 70% de los jóvenes no está de acuerdo con las políticas que ha emprendido el Gobierno para atajar la brecha demográfica, pero casi un 100% considera que los fondos europeos pueden jugar un papel clave en la recuperación de las zonas rurales. En materia de gestión pública, casi la mitad está a favor, sin ambages, del salto de las plataformas a la arena electoral, mientras que solo un 9,4% está manifiestamente en contra.

Un 70% de los jóvenes no está de acuerdo con las políticas que ha emprendido el Gobierno

decoration

Más allá del grupo concreto de jóvenes, el estudio destaca en su análisis que los participantes han visto cómo mejoraba la percepción del medio rural a raíz de la pandemia: “La reivindicación fundamental, como llave para entrar en una nueva fase de desarrollo, es la falta de telecomunicaciones de calidad, cuya corrección permitiría mayor desarrollo económico, mejoras de acceso para el estudio y mejor atención a la población mayor, que es dominante en el entorno rural”, refleja el análisis global realizado sobre los resultados.

En el capítulo de conclusiones, Manuel Campo Vidal sintetizó las opiniones en una frase: “El mundo rural avanza, pero de forma muy lenta”. El director del estudio, que coordinó la presentación en el Senado, repasó la historia del éxodo rural, remarcó la “estigmatización” sufrida por los pueblos y subrayó la “falta de inversión, salvo en carreteras y ferrocarriles para ir rápidamente de unas ciudades a otras en la España urbana”.

Por último, Campo Vidal regresó a 2019 para recordar la revuelta de la España Vaciada y la reclamación de “un gran Pacto de Estado para luchar contra el desequilibrio territorial de España”. Para el periodista, aquella cita, de la que hoy se cumplen tres años, fue un revulsivo que debe tener continuidad.

Barahona señala que “el equilibrio en España está roto"

La presentación del estudio en el Senado no solo contó con la participación de Manuel Campo Vidal. Los representantes de distintas asociaciones y colectivos relacionados con la lucha contra la despoblación también tuvieron espacio para introducir sus reflexiones y compartir sus demandas en un marco tan potente. Entre ellos, la periodista de LA OPINIÓN-EL CORREO DE ZAMORA, Irene Barahona, acudió en nombre de Jóvenes de Castilla y León para dejar patente que “el equilibrio en España, si algún día existió, está roto”.

Barahona incidió a su vez en el mensaje que lanza el estudio sobre los escasos avances que percibe la juventud de la España Vaciada en relación a sus demandas: “Entendemos que este daño de raíz, estructural, no se arregla tan rápidamente. Pero desde 2019 se han dado pocos pasos, no son suficientes, y los números siguen en nuestra contra”, reflexionó la representante del colectivo autonómico.

En esa línea, Barahona reclamó que los jóvenes “tengan la oportunidad de elegir dónde quedarse” y descendió al ámbito más concreto para demandar “trabajo, que fuera de romanticismos es lo que de verdad permitirá volver a los que se han ido”. Empleo, pero sin precariedad, porque “ahora pocos pueden vivir en Castilla y León, pero tampoco en Madrid” a causa de las condiciones sociales, según señaló la periodista.

Irene Barahona cerró las intervenciones de los colectivos antes de dar paso al secretario general para el Reto Demográfico, Francesc Boya, que reconoció sentirse emocionado con las palabras de la zamorana y que aseguró que el Gobierno “está sentando las bases de una nueva política pública”.

Compartir el artículo

stats