Esta vez el COVID no pudo con la ilusión de la ceremonia de graduación —como el pasado año— y el IES La Vaguada convirtió su patio en un digno salón de actos para despedir a sus alumnos. El director del centro fue el encargado de abrir la ceremonia, adaptada a la nueva normalidad. Ezequiel Álvarez destacó el esfuerzo de toda la comunidad educativa para llevar a buen puerto este curso antes de dejar el protagonismo absoluto a los alumnos, en un acto que estuvo presentado por Marcos Díez Álvarez y Lucía Cerdera Domingo.

El director, Ezequiel Álvarez, toma la palabra.

El director, Ezequiel Álvarez, toma la palabra. Cedida

También tuvo unas palabras en nombre de los padres la presidenta del ampa del instituto, María Luisa Domínguez, quien dio la enhorabuena a los nuevos graduados. En representación de los protagonistas de la jornada hablaron los compañeros Palmira López García y Edgar Marqués González, dentro de los alumnos de los ciclos formativos que se imparten en este centro. Por su parte, Aarón Nogueira Velázquez fue quien tomó la palabra en nombre de los estudiante de Bachillerato que también se graduaban ayer.

Actuación de Diego Turrión y Claudia Julián.

Actuación de Diego Turrión y Claudia Julián. Cedida

El toque artístico de la ceremonia lo pusieron Diego Turrión Cortés y Claudia Julián Manso, quienes interpretaron canciones con el teclado y el violín, respectivamente, antes de finalizar con la entrega de orlas y la imposición de bandas a todos los alumnos que finalizaban sus estudios en este centro zamorano, en una ceremonia que, debido a las restricciones, contó con un aforo muy reducido, pero que se retransmitió en streaming para que los familiares y amigos también pudieran disfrutar, desde la distancia, de este día tan especial.