El Gobierno se compromete con UPL a realizar mejoras en la N-631 para evitar accidentes con la fauna. El Ejecutivo respondió a la pregunta formulada por el senador de Compromís, Carles Mulet, con quien los 'leonesistas' tienen un acuerdo. 

En ese sentido, el Gobierno promete continuar con el despeje de ambos laterales de la carretera en una anchura de unos diez metros a cada lado dentro de la zona expropiada con el objetivo de incrementar la visibilidad y reducir los accidentes con animales salvajes.

También compromete el refuerzo y mantenimiento de la señalización incluyendo la inclusión de señales de peligro animales (P-24) con cartel complementario de cuatro kilómetros, indicando su alcance y sobre fondo amarillo para mejorar su visibilidad. Además, revisará la visibilidad existente a lo largo del trazado y adecuará la señalización de velocidad en curvas conforme a dicha visibilidad si fuese necesario.

Asimismo, indicó que existe una actuación de barreras olfativas para el control de fauna salvaje y reducción de la siniestralidad que incluye Tratamiento de barreras olfativas mediante liquido repelente y resinas para facilitar su adherencia a las plantas, entre los kilómetros 24y 51, en la zona de mayor de concentración de fauna. 

Además, se prevé un análisis de la evolución de los accidentes para verificar la eficacia de dicha actuación. Complementariamente, se introduce señalización de velocidad recomendada de 70 kilómetros por hora por la presencia de animales.

UPL consideró "insuficientes" estas medidas en una "infraestructura tan vital para vertebrar unas de las comarcas más azotadas por el fenómeno despoblador en la Región Leonesa (Tábara, Carballeda, y los Valles) y conectarlas con la capital provincial".

La formación insistió en que es "imprescindible" reparar el firme, "gravemente dañado" tras la circulación de tráfico pesado como consecuencia de la ejecución de las obras de la línea de AVE, aunque por otro lado valoraron que se hayan comprometido en lo que respecta a la instalación y realización de mejoras para evitar accidentes relacionados con la fauna procedente del entorno serrano que atraviesa. 

Finalmente, UPL reiteró su compromiso como los habitantes de las comarcas afectadas y aseguró que continuará abanderando la lucha y reivindicación para que esta infraestructura se convierta en una vía segura.