Si el otoño se despidió con un lluvioso y soleado fin de semana, el invierno llega a Zamora con un aumento de las temperaturas. El termómetro subirá hasta los 8 grados de mínima y hasta los 13 de máxima en las horas centrales del día. 

No obstante, los cielos permanecerán cubiertos durante toda la jornada, aunque la probabilidad de lluvia disminuirá casi por completo desde primera hora de la mañana tras los chubascos débiles de madrugada.