El coronavirus sigue sin dar respiro a la provincia. Sanidad notificó este lunes 115 casos nuevos, y comunicó la existencia de 57 brotes activos, 9 más que en la jornada anterior. En total, 631 contagios proceden de esos focos que se reparten por varios puntos de la geografía zamorana y que mantienen alerta a la Junta de Castilla y León en el comienzo de este nuevo estado de alarma. Ayer mismo, los responsables autonómicos comenzaron a deslizar la posibilidad de proceder al cierre perimetral de toda la comunidad, ante el riesgo de propagación del COVID.

A la espera de saber si se lleva a cabo esta medida, Zamora sigue pendiente también de la evolución de los ingresos en el Complejo Asistencial. Este lunes, Sanidad informó de un incremento de doce pacientes de coronavirus en planta; ya son 126 las personas internadas a causa de la pandemia. Además, otros seis hombres y mujeres, en un estado más grave, ocupan las camas de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital.

Este incremento de los contagios y de los ingresos está provocando un aumento de los fallecimientos. Solo en el Complejo Asistencial, ya se han producido 168 decesos vinculados al coronavirus, 76 de ellos en esta segunda ola que avanza desbocada en la provincia. Ayer, se comunicaron tres nuevas muertes.

En lo que tiene que ver con las residencias, el horizonte tampoco aparece despejado. De hecho, la Junta informó este lunes de otro fallecimiento por COVID y de cinco nuevos contagios en los centros de la provincia. Además, los responsables de estos servicios pusieron en aislamiento a otras 61 personas, una con síntomas compatibles con la enfermedad, y las otras 60 por precaución, ante un escenario que obliga a extremar el cuidado para paliar en la medida de lo posible el impacto del virus.

LA CAPITAL ACUMULA UN TOTAL DE 353 POSITIVOS EN LOS ÚLTIMOS 14 DÍAS

Zamora capital sigue presentando datos preocupantes en relación a la evolución de la pandemia. Según aparece reflejado en el mapa de incidencia que elabora diariamente la Junta de Castilla y León, la ciudad ha registrado 353 positivos en los últimos catorce días. Este dato arroja una tasa de 575 contagios por cada 100.000 habitantes en el citado periodo.

De esos contagios, 236 se han producido en los últimos siete días, casi el doble que en la anterior, lo cual da una idea de cuál es la tendencia en la que se encuentra actualmente la ciudad. En concreto, en esta última semana, se han comunicado 56 casos en Puerta Nueva, 49 en Santa Elena, 74 en el Virgen de la Concha y 57 en Parada del Molino.

En lo referente al resto de la provincia, Benavente presenta también datos bastante preocupantes, con 100 casos en una semana, por los 75 detectados en Corrales, los 41 de Villalpando o los 34 de Toro, por citar solo algunos ejemplos.

En general, toda la provincia, sin excepción, se encuentra teñida de naranja en el mapa de incidencia del COVID-19, aunque hay varias zonas que se sitúan por debajo de los diez casos en la última semana, como Alta Sanabria, Tera, Carbajales, Tábara, Vidriales, Sayago o Campos-Lampreana.