El telón se levanta en otoño

El telón se levanta en otoño

El telón se levanta en otoño

Una temporada “atípica”, pero sin perder un ápice de la calidad que caracteriza al Principal. La concejala de Cultura, María Eugenia Cabezas, y el director del teatro, Daniel Pérez, presentaron la programación del último cuatrimestre del año, que trae de nuevo a grandes figuras de sobra conocidas por el público zamorano como Rafael Álvarez El Brujo, Carlos Núñez o Amancio Prada, junto a compañías de renombre como Joglars o Yllana, que traerán a Zamora sus últimos espectáculos.

Donde sí habrá cambios significativos será tanto en la forma de adquirir las entradas como en el aforo, que ha quedado reducido a 79 localidades —de las 340 disponibles— para poder cumplir con el distanciamiento de metro y medio entre los miembros del público, a excepción de los espectadores convivientes. Esta circunstancia ha provocado que se haya decidido que todas las entradas tengan el mismo precio.

Con respecto a la venta de entradas, se hará de forma online y las primeras ya se pueden adquirir a partir de esta misma mañana en la web del teatro para los espectáculos de septiembre y octubre. Aun así, también se ofrecerá ayuda personalizada a través del teléfono para aquellos espectadores que no dispongan de Internet o incluso se podrá solicitar cita para acercase al teatro y comprar la entrada en persona en horario de mañana, de 9.00 a 14.30 horas.

El acceso al recinto o la ausencia de programas de mano serán otras de las novedades de esta nueva normalidad impuesta por el COVID-19.

Además, las restricciones de espacio también han afectado a los grupos participantes, puesto que no podrán actuar aquellas compañías que tengan a 16 o más artistas sobre las tablas. “Esto afecta a coros, zarzuelas y óperas, porque hay también limitación en la deambulación escénica”, lamentó Pérez, quien subrayó que esta programación “atípica no significará una reducción de la calidad”.

“También es una temporada marcada por las ganas del público de volver al teatro y de los artistas por pisar de nuevo un escenario. Dos necesidades que solventará el teatro abriendo sus puertas”, aseguró María Eugenia Cabezas.

El arranque de la programación teatral será bastante especial, con la proyección de un vídeo mapping en la fachada del propio teatro y un concierto lírico con melodías de “Las bodas de Fígaro” o “La Bohème” con Mariana Isaza y Alexandra Tkachenko, que estarán acompañadas al piano por Mentxu Pierrugues. Se trata de una velada gratuita para este viernes pero que, debido a las restricciones de aforo, se necesitará invitación.

Suspendido en mayo por la pandemia, el Festival Internacional de Títeres y Marionetas llega a las calles de Zamora los días 23 y 24 de septiembre con su XXXI edición y “ocupando” espacios exteriores como la Plaza Mayor, la plaza del Fresco o el patio del Parador de Zamora para arrancar una sonrisa a los más pequeños, que podrán ver desde clásicos como “Blancanieves” en versión guiñol o compañías con propuestas más arriesgadas.

Otra cita ineludible en esta época es el Ciclo de Humor, protagonizado en esta edición por dos grandes conocidos del público zamorano como son las compañías Ron Lalá —que vendrá el 7 de octubre con “Andanzas y entremeses de Juan Rana”— e Yllana, con una doble propuesta: el 8 de octubre representará “Greenpiss. Un desmadre eco-ilógico” y el día 9 subirá al escenario con “Gag movie”.

El Principal también se abre a grupos de la tierra y el 13 de octubre será el turno de Baychimo Teatro con su obra “La leyenda de Sally Jones”, sobre la apasionante vida de una gorila, para público infantil. Luis Santana, con la narración de Emilio Gutiérrez Caba y la selección musical de Joaquín Díaz, rinde homenaje a la figura de Miguel Delibes con “Vieja Castilla vieja” el 24 de octubre y un día después el mago zamorano Miguel de Lucas presentará su último espectáculo, “Vindie”, inspirado en el vino. Tampoco faltará la clásica cita en la festividad de Todos los Santos con el “Don Juan Tenorio” de La Tijera.

Un clásico que llegará el 15 de octubre será “Libro del Buen Amor”, del Archipreste de Hita, teatralizada por Guirigai. Se trata de una obra que inicialmente estaba pensada para escolares pero que, debido a la situación actual, se abre al público general.

Muchos esperan cada año su cita con Rafael Álvarez El Brujo, que vuelve a acercarse a Zamora con su última producción, “Dos tablas y una pasión”, en doble sesión, el 16 y 17 de octubre. Vuelve el actor a llenar él solo el escenario, inspirándose en grandes de la literatura y el teatro español como son Lope de Vega o Miguel de Cervantes.

Con su guitarra repetirá también Amancio Prada, quien repasará lo mejor de su amplio repertorio el 22 de octubre con su propuesta “Libremente”, recordando e interpretando versos y palabras de Gustavo Adolfo Bécquer, Rosalía de Castro, Federico García Lorca o Agustín García Calvo, entre otros.

Joglars (13 de noviembre) será otra de las compañías de teatro que eligen una y otra vez el Principal para presentar sus últimas obras. Esta vez, el equipo de Ramón Fontseré, representa “Señor ruiseñor”, en torno a la figura del pintor, escritor y dramaturgo Santiago Rusiñol, como excusa para reivindicar el arte como patria universal.

La comedia también tiene su lugar en la programación con la obra “Bla bla coche”, dirigida por Ramón Paso y que sube al escenario a Pablo Carbonell, Soledad Mallol —del conocido grupo humorístico Las Virtudes— o Víctor Ullate Roche el 23 de octubre. Tras un rotundo éxito de crítica y público en Madrid recala en la capital “Lo nunca visto”, de La Estampida el 6 de noviembre y avalado por varios premios Max —a Mejor Dirección de Escena y a Mejor Adaptación— llega un día después “Desengaños amorosos”.

“Marat/Sade” de Atalaya y “Trigo sucio”, comedia de David Mamet con Nancho Novo, Eva Isanta, Fernando Ramallo y Norma Ruiz completan la propuesta teatral en noviembre, para terminar el año con el tradicional pregón y concierto de Navidad. Por último, Carlos Núñez pondrá el broche final el 20 de diciembre.

“Es un tiempo raro este que nos toca vivir, pero ya ha habido muchas generaciones de cómicos que han superado la peste y han salido adelante”, comparó Daniel Pérez. “Esperemos que nosotros también lo logremos, tanto los artistas como las administraciones, para que sigan apoyando a la cultura”, deseó para finalizar.