Es músico, y precisamente una de sus composiciones le ha hecho acreedor de un premio en la vecina capital charra. El zamorano Miguel Mateos Pérez ha sido el ganador del Premio Alumni – Universidad de Salamanca a la Igualdad, convocado por Alumni y otorgado por Esther del Brío González, mientras Irene Tamayo Hernando quedaba en segunda posición

El jurado, reunido telemáticamente, ha estado presidido por la vicerrectora de Estudiantes, Ana Belén Ríos Hilario acompañada del director – gerente de Alumni – USAL, Ángel Hernández; la vicedecana de docencia de la facultad de Geografía e Historia, Judith Helvía García; el director de la Academia de Música Antigua de la Universidad de Salamanca, Bernardo García Bernalt; María José García López, directora del Conservatorio Superior de Música de Castilla y León; y Esther del Brío González.

Ambos ganadores, son graduados por el Conservatorio Superior de Música de Castilla y León con especialidad en composición. Miguel Mateos es compositor, percusionista, orquestador, arreglista y editor musical. Por su parte, Irene Tamayo Hernando es guitarrista y profesora de guitarra y lenguaje musical.

El Premio Alumni – Universidad de Salamanca a la Igualdad celebra este año su primera edición y ha surgido con el objetivo de premiar las obras musicales que nazcan inspiradas por la lectura de la novela gráfica “Un beso en la frente” de la profesora Esther del Brío González. El premio está dirigido a estudiantes y egresados de la Universidad de Salamanca con independencia de su país de origen y nacimiento o egresados del Conservatorio Superior de Música de Castilla y León, así como egresados de la Universidad Nacional Autónoma de México por su compromiso adquirido con la obra. El premio ha estado dotado con 500 euros para el ganador, Miguel Mateos y un accésit de 200 para Irene Tamayo.

Miguel Mateos explica que la obra de Del Brío trata sobre un episodio de violencia de género dentro de un matrimonio. “Me base en diferentes escenas de la obra” para elaborar la composición, como el silbato con el que se comunica la protagonista cuando queda en coma, en una suerte de código morse. Y es que esta persona en coma era “consciente de lo que pasaba a su alrededor”.

Mateos, profesor en la Escuela de Música de Aliste y Tras Os Montes enfocará sus pasos por el Magisterio en Madrid. Tuvo la Merlú Jazz Band.

Otro zamorano, el graduado en Derecho Jonathan Pérez Fernández, natural de Montamarta, se hizo recientemente con otro galardón Alumni-Universidad de Salamanca el premio “José Manuel Gómez Pérez” en la categoría de mejor expediente académico, ya que tiene una nota media de 9,53 y 20 matrículas de honor. El galardón está dotado con 2.500 euros.