Zamora está un poco más cerca de estrenar su nuevo Conservatorio. Su puesta en marcha aún no es algo inminente, pero la Junta de Castilla y León dio recientemente un paso importante para acometer la obra y cumplir así con el compromiso alcanzado durante el mandato anterior por el Ejecutivo entonces comandado por Juan Vicente Herrera. El citado avance es la petición de la licencia para la construcción del inmueble, que estará ubicado en el conocido “agujero” del Palacio de Congresos, en la zona de la Universidad Laboral.

El encargado de anunciar este impulso al proyecto no fue ningún representante de la Junta, sino el propio alcalde de Zamora, Francisco Guarido, que celebró la solicitud de la administración autonómica, quizá preocupado ante la posibilidad de que la pandemia pudiera aplazar o demorar en exceso la continuidad de los trámites relacionados con esta obra.

El propio Guarido recordó que la parcela de la Laboral cuenta con 7.000 metros cuadrados, de los cuales se construirán casi 4.000 útiles de Conservatorio. Además, el alcalde explicó que se pondrán a disposición “muchos más aparcamientos de los que la parcela requiere” en los dos sótanos. De hecho, según el responsable de Izquierda Unida, se utilizarán casi otros 4.000 metros cuadrados para este fin.

Cabe destacar que, ya en el mes de enero, tras la adjudicación de la redacción del proyecto a la empresa Javier Fuster Arquitectos, la delegada de la Junta, Clara San Damián, señaló que este edificio podría ser una realidad antes del final de la legislatura. Es decir, como muy tarde, durante el primer semestre de 2023. La representante autonómica evitó mayor concreción, pero sí incidió en “el compromiso y la voluntad” del Ejecutivo autonómico de llevar a buen puerto este “ambicioso” proyecto que traerá aparejada una inversión de 12,3 millones de euros, una cantidad más que respetable.

Una vez se concrete la obra, el nuevo Conservatorio tendrá capacidad para acoger a 420 personas, en lo que supondrá un salto de calidad para este tipo de educación musical en Zamora. Hay que recordar que las quejas de profesores y alumnos por la ausencia de unas instalaciones dignas fue una constante hasta la firma del acuerdo entre Ayuntamiento y Junta de Castilla y León, por lo que esta obra dará respuesta por fin a esa demanda.

Guarido reconoció que el Ayuntamiento de Zamora ha recibido la solicitud de licencia “con gran satisfacción”, y recordó que el proyecto incluye también la restauración completa del teatro de la Universidad Laboral, que renovará su imagen de forma paralela a la obra principal del Conservatorio.