La colonia mexicana en Castilla y León, unas 2.500 personas, mostraron ayer a Efe su preocupación por la situación de sus familiares ante la gripe porcina, por «lo que pueda hacer el miedo» y las consecuencias que pueda tener ya que no pueden salir a la calle, trabajar o ir al colegio. En la imagen, Andrés Martínez, fotógrafo leonés que se encuentra en México DF para realizar una serie de proyectos personales por el país.