Opinión

Del tren Ruta de la Plata que en los pueblos se paraba

No convencen a la gente de Zamora, escarmentada por promesas que están vivas en tiempo de propaganda

Concentración por la reapertura del Tren Ruta de la Plata

Concentración por la reapertura del Tren Ruta de la Plata

¿Por qué la plaza vacía de zamoranos estaba? –preguntan en el erial de la Zamora cercada–.

Si todos los gerifaltes de Zamora convocaban para que el tren legendario, el tren Ruta de la Plata.

Que vertebraba el Oeste, que por Zamora pasaba, / y también por Benavente, y hasta Astorga nos llevaba / volviera por los raíles que también desmantelaran / algunos que casualmente a rebelarse ahora llaman.

Pues tal vez fuera por eso, por hartazgo de patrañas / de quienes el tren prometen cuando están en la campaña / europea como ahora, española o zamorana, / en los pueblos o ciudades por donde el tren ya no pasa.

O si pasa es de corrida, alta velocidad llaman / porque va con mucha prisa –en los pueblos no nos para- / de las playas de Galicia a la capital de España. / Y es muy caro, o se avería, o no hay billetes que valgan.

¿Será que las buenas gentes de Zamora, muy calladas lo son por naturaleza, y por eso no pitaran como el tren que ya no pasa, como el que desmantelaran? –se dice en los mentideros de la ciudad resignada–.

Pues no es cierto: pues por cierto este mes se celebraban / treinta y cuatro aniversarios de la ciudad que asaltara / el Cuartel abandonado para que en él se instalara / un Campus, y esta provincia de estudiantes se llenara.

Sin hacer la competencia a Salamanca la blanca, / ¿quién te mantiene? decían las coplas que aquí cantaban: / pues esos zamoranitos que a estudiar se desplazaban / en los buses de Matías, no en el Ruta de la Plata.

Un Campus que consiguieron con su lucha ciudadana / zamoranos de Zamora, de Zamora zamoranas, / cuando el gobierno quería que el municipio comprara / los terrenos que al Cuartel la ciudad les regalara.

Si las gentes de Zamora luchan cuando la esperanza siembran en sus corazones, y responden si hace falta…

¿Qué pasó? ¿Por qué el domingo la plaza estaba vaciada de zamoranos? ¿Acaso es que es tierra despoblada?

Desde hace ya muchos años, por aire, tierra o por agua, / aunque autovías hay pocas, las carreteras son malas / y de Gijón y Sevilla no pasa el Ruta la Plata / que nos acerque a los mares con sus puertos y sus playas.

Por hache o por be se emigra, los zamoranos se marchan. / Zamora se ha convertido en provincia despoblada, / vacía de gentes que emigran porque en tierras zamoranas / no hay trabajo para nadie, porque Zamora es vaciada.

Por quienes dicen que es bueno instalar las macrogranjas. / Se vacía de ganaderos si la leche se abarata. / Se vacía de agricultores si en el mercado no pagan los productos, pues baratos en Marruecos se compraban.

Por hache o por be se emigra, los zamoranos se marchan. / Zamora se ha convertido en provincia despoblada, / vacía de gentes que emigran porque en tierras zamoranas / no hay trabajo para nadie, porque Zamora es vaciada

Entonces ¿por qué no estaban esos de las tractoradas que luchaban por el campo y carreteras cortaban hace tan sólo unos días? ¿Por qué no se interesaban por un tren que viajeros y mercancías llevara?

Tal vez porque en estas fechas hay que estar en la labranza / y justificar papeles de la PAC, la burocracia / para recibir dinero que compense el que las vacas / den leche que no se vende y carne que está muy cara.

Más que la que compran fuera. Y así la Ruta la Plata / si se abriera –que es difícil, aunque creyentes no faltan– / traería las mercancías de fuera que se importaban, / y se llevara a la gente que de Zamora emigrara.

¡Y para eso no queremos infraestructuras que vayan / lejos con la gente joven que en el Campus se formara! / Ese tren de única vía que el desarrollo llevara / y que sólo el mes de agosto por las fiestas regresara.

¿Por qué? –pregunta la gente que la plaza no llenara cuando las instituciones en pleno los convocaban.

¿Por qué si en esto coinciden todas las gentes que mandan no se oye por los carriles llegar el Ruta la Plata?

Porque en estos días se oye sólo la nueva campaña / política que ahora empieza, después de la catalana / que hablaba de la amnistía y de cosas que lejanas / estaban de los problemas de la tierra más cercana.

Y después de que elecciones hubiera en las tierras vascas / –las que con Franco llamaban las provincias vascongadas– / Que no hablaban de Zamora y que a esta tierra ignoraban: / "al otro lado del Duero un rincón se me olvidaba".

Pero ahora toca Europeas y algunos hacen campaña. / Y por eso todos juntos, los que tenían mando en plaza / y al alcance de su mano reabrir la Ruta la Plata, /

Pero no lo hicieron y ahora nos convocan a la plaza…

No convencen a la gente de Zamora, escarmentada / por promesas que están vivas en tiempo de propaganda, / pero que al final se olvidan de la tierra despoblada / que ha visto pasar los trenes del desarrollo que pasa.

Pero Zamora sí estaba en la plaza vaciada:

Con su ausencia zamoranos, zamoranas protestaban.

Por eso en esta provincia de los trenes que pasaban / y en el andén vaciado de viajeros no paraban, / con su vacío el domingo una protesta lanzaban: / ¡Pues claro que defendemos el tren lento que pasaba / por el oeste de España y la tierra vertebraba!

Pero ese tren del pasado y del futuro que aguarda: / quiero que pare en los pueblos, al menos cerca de casa; / que traiga a los que se fueron porque trabajo no hallaran, / y que traiga el desarrollo que hasta ahora se marchaba / por autovías modernas, tren de velocidad alta.

Un tren que tenga billetes, pare y nos lleve en volandas / al progreso que en Zamora, por justicia se reclama.

¡Allí si estaremos todos, y llenaremos la plaza!

Portavoz de IU en la Diputación

Suscríbete para seguir leyendo