Kiosko La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

FRANCISCO GUARIDO

Una gestión económica impecable

La viña está mejor guardada con nosotros, un equipo de IU que no mete miedo a nadie y que da confianza a todos

Ahorros

Cuando el equipo de gobierno de IU dice esas palabras se escucha el llanto y rechinar de dientes del PP desde el infierno de la oposición en el que les ha puesto el pueblo desde hace ocho años, y lanzan la idea de que el Ayuntamiento está en quiebra técnica, y que el futuro depara una subida de impuestos para enderezar la situación.

El hecho es que durante ocho años no hemos subido los tributos pese a ser los gastos mayores tanto en personal como en servicios públicos. Lo hemos logrado hasta el momento limpiando el presupuesto de gastos superfluos, siendo muy austeros en el gasto corriente y manteniendo los sueldos políticos más bajos en capitales de provincia. Eso lo saben los zamoranos y por eso confían en nosotros. Y porque saben que decimos la verdad.

En estos años el gasto de personal con la recuperación de derechos y el aumento de los planes de empleo ha aumentado cinco millones; los contratos nuevos (basura, jardines, ayuda a domicilio…) han subido más de tres millones; la energía se ha duplicado este año; el coste de las obras también se ha ido por las nubes; las acciones culturales realizadas han crecido exponencialmente. Y sin embargo, no se ha repercutido hacia los ciudadanos subiendo tributos. Eso es lo que he querido decir y resumir de manera sencilla con la frase “gestión impecable”.

A modo de ejemplo: cuando estaba en la oposición muchas veces comuniqué los “gastos de protocolo” de las distintas concejalías, especialmente en Cultura y Alcaldía. Esas partidas que subían de los 110.000 euros al año hoy han desaparecido por completo. Se mantiene una pequeña cantidad en Alcaldía que sirve para comprar una mesa para un departamento, una silla para un funcionario o unos bolis par los niños que visitan el Ayuntamiento.

No presumimos de nada, sino que nos defendemos de los eslóganes y frases hechas del PP. Los ciudadanos pueden asustarse al oír “quiebra técnica”, que no deja de ser un concepto tan delirante como falso aplicado al Ayuntamiento de Zamora. En cuestiones económicas los análisis tienen que ser rigurosos. Decir constantemente “que viene el lobo” sin analizar nada debe tener sus consecuencias para quien lanza las proclamas.

Cuando estaba en la oposición muchas veces comuniqué los “gastos de protocolo” de las distintas concejalías, especialmente en Cultura y Alcaldía. Esas partidas que subían de los 110.000 euros al año hoy han desaparecido por completo

decoration

Recordamos en años anteriores los titulares del Grupo Popular. “Nos van a freír a multas para recaudar” -nos decía en el año 2016 la entonces portavoz Clara San Damián- mientras la recaudación por multas no superaba la de años anteriores. “Un ayuntamiento cada vez más rico y sin invertir” -nos decía la siguiente portavoz Maite Martín- cuando el Ayuntamiento ha triplicado la inversión del PP en años anteriores. Y ahora, nos vienen con la “quiebra técnica”.

Dicho lo cual, y dado que los zamoranos no se chupan el dedo, y saben que todo va subiendo, y que el IPC en los próximos años va a crecer en materiales de construcción, en salarios y en todas las facturas que se presentan a diario en el Ayuntamiento, tal vez haya que tomar alguna medida, y nunca lo hemos negado, bien sobre los tributos o sobre el gasto.

Las transferencias del Estado a los ayuntamientos han ido creciendo con el paso del tiempo, pero no se puede decir lo mismo de las transferencias de la Junta. Al contrario, las competencias que va asumiendo el Ayuntamiento de Zamora en lo que se conoce como “impropias” (aplicando el concepto del Ministro del PP Montoro), como por ejemplo servicios sociales y educación en lo que tiene que ver calefacción, energía, limpieza y mantenimiento de colegios, supera los cuatro millones que muy bien podría y debería sumir la Junta de Castilla y León.

Al liquidar el presupuesto de 2022 en el mes de febrero próximo quedará un remanente de varias decenas de millones que sujetarán la economía municipal en cuanto a inversiones de cara a los próximos años. Ello es compatible con ajustar y equilibrar el presupuesto anual con más ingresos bien por la vía de los tributos o por la vía de mejorar la financiación de todos los ayuntamientos de España y también el de Zamora, que es la solución política mejor, más justa y redistributiva de las rentas, ya que está demostrado que los ayuntamientos son las administraciones que gastan de manera más eficaz.

Siempre se dijo que la derecha gestionaba la economía mejor que la izquierda. Craso error, como estamos demostrando en el Ayuntamiento de Zamora y algo también en el gobierno de España. La derecha tiene un tormento en la oposición, a la que no estaban acostumbrados, y allí crujen los dientes y lloran lanzando mensajes tenebrosos y de miedo. Pero amigos, la economía son datos, análisis y resultados. Y allí seguirán mientras quieran los que opinan que la viña está mejor guardada con nosotros, un equipo de IU que no mete miedo a nadie y que da confianza a todos.

Compartir el artículo

stats