Kiosko La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

Luis Miguel de Dios

Buena jera

Luis Miguel de Dios

No nos suicidemos otra vez

Tras el éxito de Fromago, está claro que Zamora 10 tiene que seguir y más reforzada

FERIA INTERNACIONAL DEL QUESO FROMAGO EMILIO FRAILE

La desaparición, o merma, de Zamora 10 sería un suicidio social, económico y hasta sentimental. ¿Por qué cargarse o reducir a lo meramente testimonial algo que ha funcionado y que aun tiene una amplia lista de planes y objetivos? No hay respuesta. Al menos no la han ofrecido las entidades, todas ellas muy zamoranas, zamoranísimas, que un buen día decidieron arrear un portazo, largarse y no dar más explicaciones que simples disculpas que no se creyó nadie…ni ellas mismas. Por cierto, todavía estamos esperando que presenten esos proyectos que, para revitalizar Zamora, anunciaron cuando se produjo su espantada. Claro que ¿quién somos nosotros, humildes mortales, para reclamárselas a personas que, dados sus cargos, posición y prosopopeya, a veces da la impresión de que proceden de otras galaxias, muy superiores, obviamente.

Por fortuna, parece que la continuidad de Zamora 10 está asegurada más allá de ese 31 de diciembre que va a marcar el papel que jugará en el futuro la Caja Rural de Zamora, creadora, impulsora y mecenas del organismo que ahora está en juego. Y digo que la continuidad parece asegurada porque, en tal sentido, hubo total unanimidad en la reunión celebrada el pasado martes a la que acudimos cerca de cien personas. Convocado por la Asociación de Jóvenes Empresarios de Zamora, el acto registró numerosas intervenciones, todas a favor de la pervivencia y fortalecimiento de Zamora 10 y como constatación de que ha funcionado y de que tiene que ser un instrumento vital para el desarrollo de esta provincia. El lema era claro: “Zamora 10 somos todos”. Y por ahí fueron los tiros y una de las principales conclusiones: “Zamora 10 será lo que los zamoranos quieran que sea”. Que es tanto como decir que Zamora, esta nuestra tierra, será lo que los zamoranos queramos que sea. Y que es tanto como pedir participación, colaboración, implicación, empuje y, por una vez, optimismo y esperanza. Reivindicar, sí. Reclamar a instituciones y autoridades, sí. Exigir que se cumplan compromisos y promesas pendientes, también. Pero, además, no esperar sentados, solo llorando cual plañideras, sino actuar, movernos, proponer, tomar iniciativas, creer en nosotros mismos. En definitiva, seguir el ejemplo de lo que ha hecho Zamora 10 en su corta existencia, pese a todos los pesares y pese al impacto negativo del COVID.

No esperar sentados, solo llorando cual plañideras, sino actuar, movernos, proponer, tomar iniciativas, creer en nosotros mismos. En definitiva, seguir el ejemplo de lo que ha hecho Zamora 10 en su corta existencia

decoration

En la citada reunión se palpaba un ambiente de ilusión, de ganas de hacer cosas. Pesaba, y mucho, el recuerdo de Fromago, de lo que ha supuesto económica y socialmente, de la carga espectacular de autoestima que nos ha traído, de ese “si se quiere, se puede” que nos ha dejado como lección, como moraleja, como semilla de futuro. Por eso es muy importante, imprescindible, que esa simiente caiga en terreno fértil, en campos ubérrimos. Por eso, todos cuantos hablaron el martes pidieron la continuidad de Zamora 10. Incluso, uno, el empresario y gran bodeguero Manuel Fariñas, se ofreció para intermediar con la CEOE y la Cámara de Comercio para que reconsideren su salida de Zamora 10 y vuelvan a integrarse en esta entidad. ¿Será posible? Confiemos, porque no existe ningún impedimento objetivo para ello… salvo que se trate de cuestiones o inquinas personales, desganas o malos asesoramientos. Muchos de los que asistieron a la reunión del martes son empresarios, gentes que están en la CEOE y en la Cámara de Comercio y que dijeron no entender la postura de estos organismos. El reingreso sería bien visto por todos…siempre que sea para apoyar y empujar en la misma dirección.

De modo que ya tenemos el compromiso de mucha gente de mantener y respaldar Zamora 10. Y pueden incorporarse muchos más individualmente o a través de asociaciones. La modificación de los estatutos, ya en marcha, lo propiciará. Y ahí se sabrá si la sociedad zamorana está viva o no tanto; si quiere luchar por Zamora o esperar sentada a ver pasar su cadáver; si tiene energía para rebelarse ante marginación, olvido e injusticias o si ya ha entrado en un pasotismo resignado e inerte que no tendrá vuelta atrás.

Todo eso nos jugamos con la continuidad y refuerzo de Zamora 10. Parece una exageración pero no lo es. Y no lo es porque ahí está el caso de Fromago para demostrar lo que se puede hacer y las posibilidades que tiene esta tierra de aprovechar sus recursos y sus capacidades. Hay, o puede haber, muchos fromagos en perspectiva.

Ustedes dirán.

Compartir el artículo

stats