Kiosko La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

José Manuel del Barrio

Siete días y un deseo

José Manuel del Barrio

26 preguntas

¿De quién es el agua que corre por los ríos, arroyos y regatos?

Vacas beben en una charca muy mermada de agua en Roelos de Sayago. | J. A. B. Irene Gómez

Hoy vengo muy preguntón. La razón es muy sencilla: dicen por ahí que solo quien pregunta está en disposición de conocer y descubrir lo que sucede, aquí y en la Conchinchina. Por eso, como tengo mucha curiosidad por lo que ocurre a nuestro alrededor y a más de cien kilómetros a la redonda, por eso pregunto. Por ejemplo, para empezar, se me ocurren algunos interrogantes un poco peliagudos: ¿De quién es el agua que corre por los ríos, arroyos y regatos? ¿De las localidades en donde brotan los manantiales o también de los pueblos y ciudades por donde pasa el líquido elemento, imprescindible para la vida humana? ¿Y qué decir de los lugares en donde desembocan esos ríos, arroyos y regatos? ¿También es suya el agua o no? ¿Y si en vez de hablar de agua hablamos de petróleo, gas, carbón, litio, caolín, plata, cobre, azufre, hierro, fósforo, azabache, esmeralda, cuarzo, topacio, zafiro, lantano o de los cientos de minerales y rocas que conocemos? ¿De quién son y a quién pertenecen los recursos naturales citados, incluida el agua?

¿No le interesa conocer de quién es el agua, el aire, los minerales o los alimentos que nos mantienen vivitos y coleando?

decoration

¿Y el aire que respiramos? ¿Se imaginan que alguien se apoderara de todo el aire del mundo y que para ser consumido tuviéramos que pagar un canon? ¿Qué sucedería en ese hipotético caso? ¿Habría revueltas, algaradas y manifestaciones o nos callaríamos y pagaríamos lo que nos pidieran por consumir equis litros por minuto de oxígeno? ¿Y si no tuvieran para pagar el coste del oxígeno que necesitan para mantenerse de pie? ¿Qué harían? ¿Se quedarían callados, mudos y mirando las estrellas o reaccionarían de alguna manera? ¿Y si en vez de oxígeno usted necesitara leche, patatas, zanahorias, arroz, azúcar, tomates, lechugas, sandías o melones para seguir adelante y se encontrara con que esos alimentos no puede adquirirlos de ninguna de las maneras? ¿Qué haría en ese hipotético caso? ¿Ponerse a producir esos productos o salir a currar a cambio de un salario con el que adquirir esos alimentos de primera necesidad? ¿Pero si no tiene fincas donde producir lo mencionado o se encuentra postrado en la cama y no puede salir a trabajar?

¿Se imagina los escenarios que indico más arriba o piensa que son especulaciones, supuestos erráticos, frases sinsentido o simples fantasías inventadas por un juntaletras que no tiene otra cosa más interesante que hacer en una tarde de otoño? ¿Usted nunca se hace preguntas como las de arriba o de otro tipo? ¿No le interesa conocer de quién es el agua, el aire, los minerales o los alimentos que nos mantienen vivitos y coleando? ¿Si son de todas y todos o, por el contrario, algunas personas poseen más que otras y, por consiguiente, pueden disponer de esos recursos a su antojo y como les venga en gana? ¿Y alguna vez se ha preguntado si eso está bien, es justo o si cada uno tiene lo que realmente se merece? ¿Y le ha dedicado algunos minutos de su vida a reflexionar sobre la desigualdad, la justicia y la equidad? ¿Y sobre la igualdad de oportunidades y de resultados? ¿Y sobre los intereses individuales y los bienes colectivos? ¿Y sobre las paradojas de la desigualdad? Pues, si no lo ha hecho, que sepa que aún está a tiempo.

Compartir el artículo

stats