10 de mayo de 2019
10.05.2019

A vueltas con las granjas industriales

Queremos ser los campeones de la producción porcina a precio peligrosamente competitivo

09.05.2019 | 19:11

El señor alcalde de Pozuelo, en declaraciones a LA OPINIÓN DE ZAMORA del 27 de abril de 2019, defendía la legalidad de una granja industrial de cría de 5.000 animales de cebo en el término municipal del pueblo que rige.

La granja en referencia se ubica en la parcela 397 del término del pueblo y está dividida en dos partes: la 397/1, de tierra arable, con 3,22 ha, y la 397/2, de 1,14 ha, situada en el ángulo suroeste de la parcela y de uso forestal. Dicha parcela, al igual que otras muchas de la zona, sufrió un terrible incendio que se inició en el pueblo de Escober en agosto de 2009.

La legislación nacional, al igual que la de Castilla y León, me hace poner en duda la legalidad de las obras que se están llevando a cabo en dicha parcela. Muy recientemente, se ha vallado la totalidad de la finca y se ha comenzado las obras para la construcción de la granja. En estas obras se ha abierto, a lo largo del perímetro interior, un camino de alrededor de 5 metros de ancho que permite el paso de maquinaria pesada y, probablemente, de camiones que podrán penetrar por la entrada noreste y circular a lo largo del perímetro para salir por la misma entrada. A fin de preparar esta vía, se ha despojado el perímetro norte y oeste de la zona forestal, arrancando para ello algunos árboles.

Según la ley 43/2003, en su artículo 50, queda prohibido el cambio del uso forestal, la modificación urbanística de la misma y cualquier actividad incompatible con la regeneración de la cubierta vegetal durante un periodo de 30 años; disposición que se recoge igualmente en el artículo 92.2 y 92.3 de la ley 3/2009 de montes de Castilla y León. Pareciera, entonces, que se está violando tanto la ley estatal como la ley autonómica en la parte forestal de la parcela, ya que no se puede tocar ni modificar su uso hasta el 2039?

¿Quién ha dado el permiso para llevar a cabo estas obras?

El 3 de mayo de este año, se ha consultado a la Confederación Hidrográfica del Duero, que ha confirmado que todavía ésta no ha emitido el permiso para la extracción de agua en la finca, extremo que no ha impedido que la empresa promotora instale bombas y depósitos en los pozos.

El señor alcalde afirma que "se quiere confundir a la gente", cuando él mismo mezcla lo que es un abono orgánico y lo que son purines.

Estoy totalmente de acuerdo con él en afirmar que el abono orgánico ha sido el mejor fertilizante de la tierra. Desgraciadamente, abono y purín no tienen nada que ver entre sí. Los abonos que utilizaban nuestros padres procedían del lecho de paja y de las deyecciones de los animales que éstos recogían en las pocilgas y las cuadras. Estos abonos sí eran genuinamente orgánicos, sólidos, contenían un mínimo de 50% de paja y las deyecciones procedían de animales que no habían recibido – o sólo en caso de enfermedad – ni antibióticos ni anabolizantes ni otros medicamentos que interfiriesen en su ciclo reproductivo natural. Eran recogidos y llevados a los muladares, donde se transformaban sin ningún complemento en un rico abono que después se esparcía por las tierras, sin contaminar nunca las aguas.

Los purines, por el contrario, son esencialmente líquidos y proceden de animales – en este caso, cerdos – que al vivir hacinados, en 0,75 m2 por animal de 100 kg, son sumamente frágiles y deben recibir enormes cantidades de antibióticos, anabolizantes y estrógenos para acelerar el ciclo reproductivo.

En estas granjas se producen grandes cantidades de purines que suponen un gran problema medioambiental. En los países más avanzados, nadie los quiere. Por ello, los productores deben correr con los cuantiosos gastos de gestión y transformación de los mismos.

En nuestro país queremos ser los campeones de la producción porcina – 50 millones de cabezas al año –, a precio muy competitivo y a base de emporcar el medio ambiente, contaminar irremediablemente las aguas y poner en peligro la salud de los trabajadores y las personas que viven en los pueblos.

Considerando que a los animales se les ha suministrado grandes cantidades de antibióticos, las bacterias mutan y se hacen resistentes a los mismos. Las personas, operarios o simples caminantes que pasan cerca de los purines corren el peligro de ser contaminados por estas bacterias. Estar contaminado no significa que la persona enferme obligatoriamente, pero ésta se convierte en portadora de gérmenes multirresistentes y puede, ulteriormente desarrollar una infección gravísima cuando otra patología afecta su organismo. Incluso sin desarrollar la enfermedad, el portador puede difundir los gérmenes patógenos a su alrededor o – lo que es más grave aún – a otros enfermos en el centro de salud donde esté siendo atendido. Hoy, en Alemania, cuando un criador industrial de cerdos es hospitalizado, éste va automáticamente a un lugar confinado, sea cual sea su enfermedad.

Como ya he señalado en otros escritos en este mismo diario, las granjas industriales destruyen mucho más trabajo de lo que aportan, ya que matan la ganadería familiar tradicional y aceleran la despoblación. Sin hablar del espantoso maltrato a los animales, nos encontramos ante una burbuja especulativa como la del ladrillo. Una burbuja que más pronto que tarde explotará por la codicia de los propios empresarios. Esta carrera por la productividad y los precios bajos no se parará en España. Pronto nos reemplazarán otros países más baratos: la Valls Company, una de la mayores integradoras de España acaba de unirse, mediante la compra del 30% del capital, a la compañía Comapa, proveedora de productos ibéricos de Carrefour y actualmente investigada por presunto fraude en la venta de jamones en mal estado. Comapa está importando de Polonia jamones que vende principalmente a Carrefour con la marca Sierra Alpujarra, a precios de 25 euros/pieza.

Así, las mayores productoras están desprestigiando los grandes productos ibéricos y, puesto que la avaricia rompe el saco, están importando jamones de Polonia que terminarán de curar y envasar en España. Polonia es el país de la Unión Europea más afectado por la peste porcina africana. ¿Cuánto tiempo pasará antes de que se declaren focos de esta peste en España, arruinando los enormes esfuerzos y capitales que se tuvieron que destinar para erradicar la peste en España? Y, por otra parte, ¿quién pagará? Supongo que los mismos de siempre? Ellos se quedarán con los beneficios y nosotros con las aguas contaminadas, las tierras quemadas y la salud amenazada.

Sr. Alcalde, ¿es así como quiere usted a su pueblo? Acusa de que se quiere confundir a la gente y usted les miente por tergiversación, haciendo creer que es lo mismo abono que purines. No obstante, no dimita. ¡Buenos estaríamos si todos los políticos que han mentido hicieran lo mismo! ¿Con cuántos nos quedaríamos? La democracia no es simplemente tranquilidad. Cada uno tiene el derecho de exponer sus argumentos y el pueblo vota. Y si éste vota mal, pues allá el pueblo. En todo caso, el pueblo juzgará a través del voto. Me quedo con la frase de Churchill: "La democracia no es el mejor sistema de gobierno, pero es el menos malo cuando lo comparas con todos los demás".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído