Bigote Arrocet llega a 'Secret Story’, el nuevo reality show de Telecinco, dispuesto a hablar alto y claro sobre su ruptura con María Teresa Campos. Después de que anoche desmintiera la versión de la comunicadora, el humorista ha comenzado el viernes ahondando en su visión de la historia. En una conversación con la periodista Isabel Rábago, ha asegurado que la relación llegó a su fin tras un episodio concreto.

"Tuvimos una discusión y le dije que me iba. Al día siguiente fui a la habitación y le dije lo que ya habíamos hablado, que se había acabado", ha asegurado Bigote, que ha sido el primero de los concursantes en despertarse para cumplir con su rutina de yoga.

"¿Cómo se me va a ocurrir con 70 años la payasada de cortar con un mensaje de teléfono?", le ha preguntado a la colaboradora de 'Ya es mediodía'. Además, ha sostenido que terminaron su relación "como dos personas adultas": "A partir de esa mentira infame se ha dicho de mí todo lo que han querido y más".

Emocionado y sin poder contener las lágrimas, ha admitido que no se imaginaba todo lo que llegó después de la ruptura: "Esperaba que saliera de ella contar la verdad". Por otro lado, ha defendido que no contó su versión de los hechos porque ningún medio se puso en contacto con él, algo que Carlota Corredera ha desmentido de manera tajante en 'Sálvame': "La directora del 'Deluxe' me ha confirmado que le llamaron muchas veces".

"Se dijeron muchas mentiras y a mí me dolió, especialmente por mi hijo. Cuando tú has querido tanto a alguien, te cuesta mucho decir algo así y dejarla por mentirosa", ha continuado diciendo Edmundo, convencido de que algún día tendrá esa "conversación pendiente" con María Teresa Campos.