Fotografías de Eduardo Almeida.

El paisaje monocromático