Con las elecciones autonómicas en Castilla y León en marcha, El Periódico de Catalunya actualiza este domingo por última vez el mercado de predicciones Predi para conocer la evolución de la estimación de escaños y la fórmula de gobierno más probable. Fruto de un proyecto de investigación de la Universidad de Zúrich, esta herramienta electoral funciona como un mercado de bolsa y se basa en las transacciones de un notable grupo de especialistas en ciencias políticas, sociales y económicas.

Además, Predi es el único mecanismo que permite seguir la última hora de las expectativas electorales más allá de las encuestas y hasta la misma jornada electoral, dada la prohibición legal de publicar estudios de opinión durante los cinco días previos a los comicios y hasta que cierren los colegios electorales.

En la última actualización, este domingo 13 de febrero, no se han producido variaciones en las últimas 24 horas y el PP continúa muy lejos de la mayoría absoluta que buscaba con este adelanto electoral, a la vez que la posible suma con Vox sigue estando muy ajustada. Con las elecciones ya en marcha, Por Ávila y Unión del Pueblo Leonés (UPL) son quienes están más cerca de perder un parlamentario. En cambio, España Vaciada y el PSOE son las fuerzas que están más cerca de ganar un procurador en el Parlamento autonómico.

El PP llega a los comicios a 11 escaños de la mayoría absoluta (fijada en 41 procuradores) y el candidato Alfonso Fernández Mañueco necesitaría a Vox para revalidar la presidencia de la Junta de Castilla y León. Pero esa mayoría de derechas empieza a tambalearse, pues populares y ultras sumarían ahora 42 diputados, cuando al principio de la serie de predicciones llegaron a sumar 45.

En cuanto a la izquierda, el PSOE de Luis Tudanca, que ganó las elecciones de 2019, retrocedería de forma significativa y no tendría opciones de conformar un gobierno alternativo. No obstante, la ventaja del PP sobre el PSOE en esta serie de predicciones ha caído de 8 a 2 diputados a lo largo de la campaña electoral.

El PP encabeza las predicciones con 30 escaños (ahora tiene 29), los mismos que ayer, por lo que se sitúa a 11 diputados de la mayoría absoluta. Ese listón lo podría superar, de manera ajustada, con los 12 parlamentarios que Predi le augura a Vox (hoy tiene 1), los mismos que en la anterior predicción.

Si los ultraderechistas serían la fuerza más crecería en las Cortes de Castilla y León, la que sufriría el mayor descalabro sería Ciudadanos, que un día más sigue con 1 procurador (ahora tiene 12). El PSOE lograría 28 escaños (hoy tiene 35), los mismos que ayer, y su socio en el Gobierno central, Unidas Podemos, obtendría 3 diputados (ahora tiene 2), también igual que ayer.

El hemiciclo se completaría con UPL, que conseguiría 3 parlamentarios (ahora tiene 1), el mismo registro de ayer, y la irrupción del partido España Vaciada, que en su primer envite electoral se adjudicaría 3 procuradores, también la misma cosecha que ayer. Otra marca provincial, Por Ávila, que en 2019 se hizo con 1 representante, lograría retenerlo y permanecer en el Parlamento regional.

Con este reparto de escaños, Mañueco no tendría margen para esquivar a Vox, pues una hipotética alianza con España VaciadaUPLCiudadanos y Por Ávila se quedaría a tres diputados de la mayoría absoluta. De todos modos, esta ecuación sería muy compleja porque, para empezar, la formación naranja sostiene que no volverá a investir al candidato del PP tras haber sido expulsado del Ejecutivo regional.

Con estas predicciones, el escenario post-electoral con más probabilidades es que Mañueco siga al frente del Gobierno autonómico, y todas las fórmulas posibles suben respecto a ayer. Las opciones de que lo haga con Vox como socio parlamentario han crecido dos puntos y medio en las últimas 24 horas y se sitúan en el 40,06%, mientras que las opciones de que PP y Vox gobiernen en coalición han sumado también dos puntos y se sitúan en el 33,24%, aunque habían llegado a rozar el 50% durante la semana.

La tercera posibilidad que pronostica Predi ya no es que el PP obtenga mayoría absoluta, opción que pierde otras tres décimas desde ayer (9,24%), sino que vuelve a ser que el socialista Tudanca sea presidente. Sin embargo, las probabilidades de este escenario han retrocedido cinco puntos en las últimas 24 horas y se quedan en el 9,47%.