El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, preside desde poco después de las 11 de la mañana la primera reunión del año del Comité Ejecutivo del PP, que arranca este curso electoral con la incertidumbre que marcan las encuestas y la intención de trabajar frente al ascenso de fuerzas como Podemos.

En ello han coincidido varios dirigentes populares a su llegada a la sede del PP, entre ellos el presidente del Congreso, Jesús Posada que cree que las encuestas sólo marcan tendencias, pero reconoce que sí reflejan que una parte importante del electorado de su partido se ha desmovilizado después de tres años de Gobierno, ante medidas que ha habido que tomar ante la dura crisis económica.

Posada considera que el PP lo que debe hacer ahora es estudiar cómo recuperar a ese votante que se ha alejado pero que, a su juicio, no se ha pasado a otras formaciones políticas.

"Si se les explica bien, yo creo que una parte volverá con nosotros", ha asegurado el presidente del Congreso que no cree que Podemos pueda ganar las próximas elecciones, como apuntan algunas encuestas.

La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, ha sido una de las dirigentes que mayor expectación mediática ha provocado a su llegada ante la posibilidad de que pueda ser una de las candidatas elegidas por Rajoy para las elecciones municipales de mayo.

Preguntada por ese supuesto, Aguirre se ha limitado a recordar que Rajoy ya ha dicho que todavía no es el momento y ha añadido que "cada cosa tiene su tiempo" y que ella está "muy contenta, en todo caso".

Aguirre sí ha admitido que le preocupan las encuestas, al igual que el portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, quien, preguntado por los últimos sondeos ha dicho: "A mí me preocupa todo".

El nombramiento de los candidatos del PP no preocupa a su presidenta en Cataluña, Alicia Sánchez Camacho, que ha coincidido con la presidenta del PP vasco, Arantza Quiroga, en que el partido tiene "banquillo" suficiente.

"Lo importante es salir con fuerza y explicar a los españoles que este partido es el que necesitan frente a experimentos de otros que pueden poner en peligro la recuperación económica", ha señalado Sánchez Camacho.

Ha afirmado que el PPC siempre tiene malas encuestas y luego obtiene buenos resultados y que la encuesta de verdad "es la que ocurra en Cataluña", donde en su opinión se está viviendo "una situación vergonzosa" en la que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, y el líder de ERC, Oriol Junqueras, "están poniendo en peligro el futuro y son el principal problema".

Otros, como el presidente del PP de Baleares, José Ramón Bauzá, o el líder de los populares en Andalucía, Juanma Moreno, han destacado también que la mejor encuesta es la del día de las elecciones.

No obstante, Moreno ha subrayado que lo que sí dibujan los sondeos es un "panorama de incertidumbre muy abierto", ante el que el PP tendrá que "trabajar muchísimo" para ganar las elecciones.

Sobre el ascenso de Podemos, ha reconocido cierta preocupación y la necesidad de estar "muy pendiente" ante ese cambio del mapa electoral: "Los que no coincidimos con las tesis de Podemos tendremos que combatirlo desde el dialogo político, la confrontación política y las ideas", ha dicho.

Respecto al anuncio de los candidatos del PP a las próximas elecciones, Moreno ha recordado que se van a anunciar el mes que viene, y es una buena fecha y el momento propicio para arrancar definitivamente la campaña que "se está madurando".

Quien no se ha mostrado preocupado por el ascenso de Podemos es el diputado Vicente Martínez Pujalte, quien ha considerado que "la institucionalización de lo que pasó en la Puerta del Sol" de Madrid es "una buena idea". "Que sean un poco casta está muy bien", ha dicho Pujalte, que considera que la irrupción de Podemos entra dentro de la normalidad democrática.

Según Pujalte, hay muchos ciudadanos que apuestan por una renovación porque ni IU ni el PSOE representan el aspecto sociológico de la izquierda, mientras que el PP tiene otro espectro político.