10 de septiembre de 2010
10.09.2010
Ha sido destituido hoy

"Si no puedes darte un revolcón ni tomar un vino, no quiero vivir"

"Tenían pensado que iba a ser una muñequita de ocasión, y les he salido rana", manifiesta el profesor Neira

09.09.2010 | 15:06
El profesor Neira.

"Si no puedes pegarte un revolcón con una señora y encima no puedes tomarte un vino, no quiero vivir". Ésta es la frase con la que el todavía presidente del Consejo Asesor del Observatorio Regional contra la Violencia de Género, Jesús Neira, se ha defendido tras ser condenado por conducir ebrio.

"Si me quito la cerveza le voy a decir al médico que me voy a matar. Prefiero morirme a quitarme una cerveza o un vino", ha asegurado en este sentido. "Me tengo que tomar una cervecita, y es necesario que me tome una cervecita con la porquería de jamón que me está poniendo una barriga descomunal", ha dicho Neira en una entrevista concedida a Antena 3 y recogida por Europa Press.

El profesor universitario se ha mostrado "aliviado" con el transcurso de los acontecimientos, que apuntan a su cese del Consejo Asesor este mismo jueves. "Creo que un profesional en España no debe tener ningún tipo de contacto con la política", ha asegurado.

"Han querido utilizarme, en uno u otro sentido. Después han querido neutralizarme. A continuación, las patadas que iban dirigidas a la presidenta regional, Esperanza Aguirre, resulta que las daban en mi trasero", ha apostillado. "Este jueguecito llega un momento en que te harta, te cansa y uno dice 'casa, ¿qué se debe?', y adiós muy buenas", ha declarado.

Además, Neira ha afirmado no ser un héroe. "No tengo nada que ver con semejantes cosas", ha dicho. En este sentido, ha asegurado sentirse utilizado por la clase política, y ha concluido que ha fallado a esta clase política: "tenían pensado que iba a ser una muñequita de ocasión, y les he salido rana". "Pero no he fallado a las mujeres maltratadas, lo que no se puede es estar pendiente todos los días de lo que diga la gente, por eso estaba harto del cargo", ha aseverado.

INSISTE EN SU INOCENCIA

Neira ha insistido en su inocencia en el delito contra la seguridad vial, por el que fue condenado a una multa de 1.800 euros, trabajos en beneficio a la sociedad y retirada del permiso de conducir durante 10 meses. "Yo no he sido imprudente", ha señalado.

"Yo he salido del hospital y tengo unos informes médicos que dicen que tienes vida normal dentro de las limitaciones, la rehabilitación, etc. Tengo que tomar unos medicamentos, y no soy médico, ni químico, ni biólogo y no me puedo pasar el día preguntando qué componentes lleva cada cosa", ha apuntado. "La pauta médica me dice que puedo tomar dos cervezas o una copa de vino, y es lo que yo bebí", ha agregado.

Asimismo, ha añadido que cuando se metió en el coche "estaba perfectamente", y que no sabía que "media hora después" le iba a pasar "semejante cosa", refiriéndose al accidente que tuvo con su coche, en el que chocó contra un camión.

Sobre el juicio rápido al que fue sometido el pasado lunes, Neira ha afirmado que no recurrió el fallo del juez porque su abogado, "que sabe de esto", le dijo que "perderían de nuevo" y que "no les tomarían en cuenta".

Por último, ha resumido su situación explicando que no tiene que pedir disculpas a nadie y que no le importa lo que la gente opine de él. "Conozco perfectamente el país. Hace muchos años me hubiese gustado irme de España. Si en este país los hijos de Satanás volaran, te aseguro que no veríamos el Sol", ha remachado Neira.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook