Madrid.- El secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció ayer que si su partido gana las elecciones, en la próxima legislatura subirá a 850 euros las pensiones mínimas para pensionistas con cónyuge a cargo y a 700 euros las de personas solas. Zapatero, informó Efe, hizo este anuncio en la clausura de la conferencia socialista sobre familia, bajo el lema "Tener o no tener... derechos. Las familias en la sociedad del bienestar".

De esta forma, la retribución mínima de los pensionistas con cónyuge a cargo pasaría de los casi 650 euros actuales a los 850 anunciados por Zapatero, y la de viudos y personas solas de los 497 euros actuales a 700. Zapatero desglosó las políticas que su Ejecutivo ha llevado a cabo en favor de las familias y las que propone para la próxima legislatura, basadas en los principios de libertad, igualdad y solidaridad. «Nuestra fidelidad a estos valores marca la diferencia con la trayectoria y las propuestas de nuestros principales adversarios políticos», dijo Zapatero, antes de asegurar que familia y libertad son «indisociables». Insistió el Presidente en que no hay un modelo único de familia, «sino todos los que libremente elijan los ciudadanos», y dejó claro que «quienes aspiren a constreñir o condicionar esa libertad bajo determinados parámetros morales o religiosos, ya saben dónde no pueden depositar sus esperanzas».

El PSOE «no distinguirá entre buenas o malas, entre peores o mejores opciones de convivencia familiar y, mucho menos, arrojaremos a nadie a las tinieblas de la sospecha moral», añadió Zapatero en una crítica clara a las posiciones sobre la familia planteadas por numerosos dirigentes del PP. Rodríguez Zapatero dijo que pese al esfuerzo de su Gobierno en la pasada Legislatura en favor de las familias, todavía hay que seguir apostando por ello y, por eso, esbozó las medidas que plantea su partido para los cuatro próximos años, que abundarán en el apoyo a las familias y a las mujeres.