Madrid.- El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, también proporcionó en su comparecencia ante los periodistas más datos sobre la detención en Arrasate de los etarras Igor Portu y Martín Sarasola y reveló que gracias a ellas se ha podido localizar un zulo de la banda terrorista, aunque señaló que, por el bien de la investigación, no podía revelar su localización. Lo que sí adelantó el ministro es que en ese zulo han sido hallados «detonadores y componentes para fabricar explosivos» y que este descubrimiento fue posible «gracias un croquis que llevaba uno de los detenidos».

Además, Pérez Rubalcaba confirmó que los dos etarras llevaban en sus mochilas dos revólveres de los que ETA robó en un almacén de Francia. Las armas estaban envueltas en celofán «de lo que deduce la Guardia civil que o bien acababan de ser sacadas un zulo, o les habían entregado pocas horas antes», aunque, a tenor de los restos que había en el celofán, todo indica que «podían haber estado enterrados en algún sitio».

En cuanto a los detenidos, el ministro del Interior explicó que que tanto Martín Sarasola como Igor Portu «no son nuevos en esta materia, llevan tiempo actuando. Son legales pero de las investigaciones que hemos llevado a cabo se deduce que ya han realizado otras operaciones y que llevaban tiempo trabajando para ETA», añadió. Pérez Rubalcaba también afirmó que estos dos terroristas «no actuaban solos» sino que hay otros miembros de ETA -aunque no ha especificado cuántos- que trabajaban con ellos y que «da toda la impresión» de que forman un comando. «La operación sigue abierta y no descartamos en próximas horas nuevos registros en Navarra y en el País Vasco», dijo.