Dos Hermanas / Madrid.- El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, pidió ayer el apoyo del PP en la lucha contra el terrorismo, para no dar «ni una sola satisfacción a los violentos» y trasladarles el mensaje de que «unidos todos los españoles» ganarán «la paz y la libertad definitiva». Zapatero lanzó este mensaje ante más de 25.000 personas que, según la organización, se congregaron en el mitin fiesta organizado por el PSOE andaluz en Dos Hermanas (Sevilla) con motivo del Día de Andalucía, acto que cerró el jefe del Ejecutivo.

El Presidente recordó que, «como líder de la oposición», dio su «apoyo pleno e incondicional al Gobierno de Aznar en la lucha contra el terrorismo» y explicó que no lo hizo «por apoyar a Aznar, sino por apoyar al país, a la democracia y a la libertad», por lo que «ahora» él les pide a los populares «el apoyo en la lucha contra el terrorismo», no como respaldo a su figura de presidente «sino para que apoyen a este país, el Estado, la democracia, la legalidad y la paz». Zapatero, que en ningún momento hizo referencia a la manifestación organizada el sábado en Madrid por la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), trasladó a los militantes y simpatizantes socialistas que es consciente de lo que sienten cuando escuchan «algunas cosas que dicen» de ellos «ante la lucha contra el terrorismo», pero pidió a los suyos «calma, contención» y no responder «en el tono que utilizan ellos», en referencia a los dirigentes del PP. «En nuestras filas hay gente que perdió la vida por defender nuestros ideales, en sus filas también, y yo no les voy a dar ni una sola satisfacción a los violentos», subrayó Zapatero, quien dejó claro que el único mensaje que va a trasladar a los terroristas es que serán todos los españoles «unidos» los que ganen «la paz y la libertad definitiva». Zapatero cerró su intervención animando a los asistentes al mitin a defender siempre a un Gobierno «que haga todo lo posible por llegar a la paz, que es el valor que más aprecia el pueblo español».

Desde San Sebastián, el secretario de organización del PSOE, José Blanco, expresó que hubiera preferido que la marcha fuera «contra ETA y no contra el Gobierno». El secretario de Estado de Comunicación, Fernando Moraleda, recordó que Aznar no recibió «nunca» a las víctimas y Zapatero, «lo ha hecho en ocho ocasiones».

La viuda del asesinado Enrique Casas acusa al PP de «oportunismo carroñero»

La viuda del senador socialista asesinado por ETA Enrique Casas y europarlamentaria por el PSOE, Barbara Dürhkop, manifestó ayer que las víctimas del terrorismo no son «patrimonio de nadie» y denunció el «oportunismo carroñero, tergiversación vil y apropiación indebida» de los afectados por el terrorismo por parte de los populares.

Dürhkop realizó estas declaraciones en el transcurso de un acto en recuerdo de su marido, asesinado por ETA hace veintidós años, celebrado en el cementerio donostiarra de Polloe, donde quiso dejar claro «ante tantos portavoces autoproclamados de las víctimas del terrorismo que no somos monedas de cambio de nada ni somos una figura en el tablero del ajedrez político».