Madrid.- Un reducido grupo de jóvenes ultraderechistas interrumpió ayer en el acto sobre el 25 aniversario del 23-F en el que participaba el ex secretario general del PCE Santiago Carrillo, al que llamaron «asesino», y fueron acallados por los aplausos de los estudiantes y profesores. Carrillo advirtió de que, si hubiera triunfado la intentona golpista, estos estarían «escupiendo sobre nuestra sepultura». Gracias a la democracia, «estamos aquí vivos, reunidos, y teniendo que soportar, a veces, los gritos de estas personas», añadió.

El incidente tuvo lugar en el salón de actos de la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid. Cuando Carrillo se dirigía al estrado, una decena de jóvenes ejercitando el saludo fascista, comenzaron a insultarle y llamarle «asesino». El público asistente acalló a los ultraderechistas con gritos de «fuera fascistas de la Universidad» y rompió en aplausos a Carrillo. Tras las palabras del recto Carlos Berzosa y del catedrático Manuel Núñez Encabo, volvieron a reproducirse los incidentes cuando Carrillo llevaba unos minutos de intervención.

Dos viejos interrumpieron a Carrillo cuando se refería al papel del ex presidente Suárez en la Transición y le increparon afirmando que no había dicho «ni una verdad» para, seguidamente, abandonar la sala.