19 de junio de 2019
19.06.2019
CONTENIDO PATROCINADO

Land Rover: respetuoso en la naturaleza, sostenible en la ciudad

Land Rover dispone de una gama extremadamente sostenible, con los motores diésel más limpios del mercado, y con tecnologías electrificadas que le dan acceso a las etiquetas ECO y CERO

19.06.2019 | 16:40

Contenido ofrecido por Land Rover

La firma Land Rover siempre ha estado estrechamente ligada a la naturaleza por la innata capacidad off-road de sus vehículos. Por sus extraordinarias aptitudes todoterreno los modelos de la marca británica han logrado llegar más lejos que ningún otro coche cuando abandonan el asfalto, un hecho que ha ocasionado que tanto los responsables de la firma como los propios amantes de la marca tengan una especial sensibilidad por el cuidado del planeta.

Esto ha permitido que, ahora que la sostenibilidad ya no es vocacional sino obligatoria ante el avance imparable del cambio climático y otros problemas medioambientales, Land Rover disponga de una gama de vehículos extremadamente eficientes y con unos niveles de emisiones contaminantes de referencia en su segmento. Y todo ello gracias a sus eficientes motores diésel Ingenium EU6, a la avanzada tecnología híbrida enchufable PHEV o al revolucionario sistema híbrido suave MHEV. Y todo ello contando como factor común con la construcción ligera que permite la utilización del aluminio, no solo para la estructura del vehículo sino también en los propios motores. Este material, además de mejorar el rendimiento del propulsor, permite reducir notablemente el peso general del vehículo, lo que influye en los consumos y emisiones, además de en el dinamismo y manejo del vehículo, puesto que se le resta mucho peso en la zona frontal donde se encuentra el sistema de dirección.

Esta privilegiada situación, junto con la avanzada tecnología que los Land Rover emplean en ámbitos como la seguridad, las ayudas a la conducción, la conectividad o el infoentretenimiento, hacen que los vehículos de la marca inglesa afronten los nuevos retos de la movilidad con plenas garantías. Entre estos retos destaca el acceso al centro de las ciudades, cerradas al tráfico en el caso de muchas grandes capitales europeas por su mala calidad del aire. Gran parte de la gama del constructor británico cuenta con la etiqueta CERO o ECO, que le permite rodar libre mente por estos cascos urbanos y los diésel con etiqueta C tienen facilidad de acceso en la mayoría de niveles del protocolo anticontaminación. 


Gama híbrida enchufable de Land Rover


Este es el caso de los modelos híbridos enchufables Range Rover PHEV y Range Rover Sport PHEV, que gracias a su avanzado motor eléctrico y a una batería de 13,1 kWh, puede rodar más de 40 kilómetros sin arrojar emisiones nocivas y por tanto disfrutar de la ansiada etiqueta CERO. Más concretamente, estos modelos desarrollan 404 cv al combinar la potencia del motor de combustión interna y eléctrico, con un consumo de tan sólo 3,1 l/100 km que equivale a unas emisiones de 71g/km de CO2 gracias a esos 48 kilómetros de avance 100% eléctrico, por lo que brindan una extraordinaria combinación de altas prestaciones y envidiable eficiencia.

El Evoque estrena la tecnología híbrida suave


La llegada del nuevo Range Rover Evoque también supuso el estreno de en la marca de la tecnología MHEV en la marca Land Rover. MHEV significa Mild Hybrid Electric Vehicle, o lo que es lo mismo, un vehículo eléctrico híbrido suave. También llamados microhíbridos, este tipo de vehículos no son capaces de rodar con propulsión puramente eléctrica, pero integran una batería de 48 V que almacena la energía eléctrica generada durante las frenadas para su uso en aceleración, que es cuando más se disparan los consumos en un coche y por tanto también las emisiones contaminantes.

Esta reducción de emisiones les permite acceder a la etiqueta ECO, disfrutando de todas las ventajas de los vehículos con esta clasificación, como el acceso al centro de las grandes ciudades incluso en episodios de alta contaminación y zonas de prioridad residencial, la reducción o exención en el pago de parquímetros y en el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) y descuentos en peajes.

Tras su estreno en el Evoque, esta tecnología híbrida suave se ha extendido a otros modelos como el Discovery Sport.

Motores diésel extremadamente eficientes


Aunque parezca que hoy día sólo sean ecológicos los modelos electrificados, ya sea con motores híbridos, híbridos enchufables o eléctricos puros, lo cierto es que el avance en la industria automotriz ha permitido lograr unas cifras de consumos y emisiones contaminantes increíbles en propulsores de combustión interna.

Este es el caso de los motores diésel EU6 de Land Rover, que se encuentran entre los más limpios del mundo. Y es que nada tiene que ver un diésel de hace unos años con los modernos bloques actuales. La mala fama de este tipo de combustible sólo corresponde a propulsores diésel antiguos, ya que los modernos logran incluso emisiones más contenidas que algunos motores gasolina. Por ejemplo, un Land Rover Discovery Sport con motor D150 de tracción delantera es capaz de arrojar un consumo medio de tan sólo 5,3 litros a los 100 kilómetros recorridos. Una cifra más que destacable si tenemos en cuenta que desarrolla nada menos que 150 cv y 380 Nm de par motor, con un peso del conjunto de más de 1.800 kilos.


Un paso por delante


Todos los avances anteriormente descritos son resultado de una estrategia que Land Rover inició hace mucho tiempo para adaptarse de forma natural a los cambios que está experimentando la movilidad en general y más concretamente la automoción, en la que la sostenibilidad es una pieza fundamental. Gracias a esta estrategia la firma británica dispone en la actualidad de una gama de vehículos con motores gasolina, diésel y electrificados altamente eficientes, que son una referencia en cada uno de sus respectivos segmentos.

Y todo ello combinado con su innata capacidad off-road, para adentrarse en la naturaleza con el mismo respeto medioambiental que le permite hacerlo también ahora en las ciudades más modernas y restrictivas del mundo. Una dualidad posible gracias a la utilización de la tecnología más vanguardista del mercado automovilístico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook