Bogotá

El colombiano Daniel Rendón, alias "Don Mario", el narcotraficante y paramilitar más buscado de Colombia, fue detenido ayer en el noroeste del país, informaron portavoces gubernamentales.

"Don Mario", quien estaba en la clandestinidad y dirigía a un millar de paramilitares, estaba solicitado en extradición por Estados Unidos, y el Gobierno colombiano ofrecía 5.000 millones de pesos (unos 1,5 millones de euros) por informes que permitieran su detención.

Mientras, en Bolivia, un atentado con dinamita fue perpetrado la pasada madrugada ante la casa del presidente de la Conferencia Episcopal Boliviana, cardenal Julio Terrazas, y causó daños en la puerta principal del edificio. El prelado se encontraba ausente de su domicilio en el momento del atentado.