El Pentágono presentó ayer su "Revisión de defensa cuatrienal 2006", en la que propone aumentar las fuerzas especiales, las operaciones psicológicas y la lucha contra el bioterrorismo para avanzar en la guerra global contra el terror. Sin embargo, el departamento que dirige Donald Rumsfeld trabaja también con la hipótesis de que no hay que menoscabar la potencia militar de EE UU para librar guerras convencionales.