Canal de esquí
CONSEJOS

Raquetas, la alternativa a los esquís para disfrutar de la nieve

Ganan adeptos porque no requieren gran habilidad y permiten excursiones a todo tipo de personas

15-11-2018Meneame
Una mujer con raquetas de nieve
Una mujer con raquetas de nieve. Getty Images.

REDACCIÓN La llegada del invierno atrae a miles de adeptos a las estaciones de esquí para disfrutar de los deportes de moda en la nieve. En estos últimos años, el uso de raquetas de nieve ha ganado muchos adeptos entre los aficionados al esquí. La facilidad de uso de estas raquetas de nieve y el hecho de que no se requiera experiencia para utilizarlas han hecho que sean muchas las personas que se han aficionado a las raquetas de nieve.

Además de estas ventajas, las raquetas de nieve tienen otras como que es una actividad válida para todas las edades, es una práctica deportiva de bajo riesgo, permite estar en contacto directo con la naturaleza y es un deporte muy económico.

A la hora de elegir unas raquetas de nieve, es necesario tener en cuenta una serie de factores, ya que en los últimos años las raquetas han experimentado una enorme evolución. Muy lejos quedan ya las de madera y piel que se utilizaban antaño.

Actualmente, las de aluminio y materiales sintéticos, mucho más ligeros y resistentes, son las que más se utilizan.
Hoy en día, en el mercado se pueden encontrar infinidad de modelos. En este sentido, según sus formas existen muchos tipos diferentes de raquetas de nieve. La orografía del terreno y la constitución física de los deportistas son el mayor condicionante a la hora de elegir entre una u otra raqueta de nieve.

Si se desea andar por terrenos llanos, lo mejor es optar por una raqueta de paseo pequeña y sencilla. Para las rutas de montaña na, en cambio, las raquetas deben ser de entre 60 y 80 centímetros de longitud. Por otra parte, si la nieve es esponjosa nos será más cómodo andar con raquetas grandes, mientras que para las capas más compactas es preferible optar por raquetas de menores dimensiones.

Sobre las formas de las raquetas de nieve, las ovaladas y alargadas se hunden muy poco en la nieve y ofrecen mucha estabilidad, por lo que se adaptan a la mayoría de travesías que ofrecen las estaciones de esquí. Las redondeadas y con mango facilitan mucho el andar porque permiten sacar fácilmente el pie de la nieve. Mientras, las que son más anchas en la parte delantera y trasera y algo más estrecha en el centro evitan que pisemos los aros mientras estamos andando.

Raquetas de nieveTSL Schneeschuhe Rookie - Raquetas de nieve
Logra un agarre mayor en la nieve con estas raquetas de nieve con chasis con talla de avispa que permiten un paso más natural y cómodo. Se ajustan al tobillo por correa con memorización e incorpora seis crampones de acero intercambiables PRECIO: EUR 54,63

Raquetas de nieveprotectWEAR - Raquetas para la nieve
Estas raquetas de aluminio con garras en la parte inferior para conseguir una mayor tracción sobr ehielo y nieve compacta. Adecuadas para botas de invierno del tamaño 41-47, para mujeres y hombres con un peso inferior a 95kg.PRECIO: EUR 66.60

Raquetas de nieveTubbs Flex HKE (Hike) Raquetas para niños y jóvenes
Este modelo está pensado para niños de entre 9 y 14 años. Ofrecen un gran agarre y proporcionan una sujetción segura. PRECIO: EUR 118,95

Pese a estas características determinadas en función de la orografía del terreno, cada usuario debe optar por la raqueta de nieve que se adapte a su cuerpo. Así, las mujeres u hombres poco robustos deben intentar que las dimensiones de las raquetas de nieve sean menores, justo lo contrario que los deportistas más corpulentos.

Aunque la utilización de raquetas es sencilla, hay que tener en cuenta algunos consejos. Por ejemplo, utilizar la fijación en posición suelta en las subidas y en el terreno llano. En cambio, para las bajadas y tramos delicados es preferible recurrir a la posición fija en nuestras fijaciones para evitar sustos y resbalones.

También es importante tener en cuenta el calzado que vamos a utilizar, ya que es el elemento que entra directamente en contacto con las raquetas. Si se trata de un paseo corto, unas buenas botas de senderismo serán suficientes. También las botas de montaña clásicas son una buena opción, mientras que las botas de esquí de montaña no son recomendables porque son demasiado altas para las raquetas.

Por último, señalar que también puede ser un consejo útil contar con unos bastones de esquí que nos permitan equilibrar el paso y apoyarnos mejor en la nieve. Por último, recordar que es conveniente ir equipado también con crema solar, gafas de sol y algún utensilio de orientación, sea un mapa, una brújula o un GPS. Si hacemos una travesía de gran recorrido y vamos solos, tampoco estaría de más llevar un aparato de localización de víctimas de avalanchas, una pala y una sonda por si nos sorprende una avalancha en mitad de una excursión.