Hay buenas previsiones de cosecha y la campaña de vendimia ha comenzado ya en las cuatro denominaciones de origen de vino de la provincia de Zamora.

La primera en comenzar fue la Denominación de Origen Toro, donde las labores de recogida de la uva arrancaron a finales de agosto, en un primer momento de forma tímida y con la recolección de uvas blancas como Malvasía y Albillo, y una vendimia muy seleccionada de Tinta de Toro, sobre todo, en viñedos viejos.

En estos momentos, la vendimia está generalizada en la zona vitivinícola, donde se espera alcanzar una producción de entre 20 y 22 millones de kilos, lo que situaría la cosecha de este año por encima de la media (19 millones de kilos) y de la del año pasado, cuando no alcanzó los 17 millones.

Los datos apuntan también a que la calidad de la uva que está entrando en las bodegas es buena debido a las lluvias y condiciones meteorológicas favorables.

La vendimia ha comenzado también en la Denominación de Origen Arribes con buenas previsiones tanto en calidad como en cantidad. Varias bodegas han abierto ya sus puertas y han comenzado a recepcionar uva, sobre todo, de variedades blancas como Doña Blanca y Malvasía Castellana, y también tintas como Juan García, variedad autóctona de la DO Arribes, y algo de tempranillo.

Este año, la Denominación de Origen Arribes estima que la producción pueda situarse entre 900.000 kilos o un millón de kilos de uva.

Después de una primavera lluviosa y fresca, y un verano de intenso calor, el viñedo se encuentra en unas condiciones sanitarias óptimas y no se han registrado incidentes de heladas primaverales ni plagas o enfermedades.

Están inmersas en la vendimia también las denominaciones de origen Tierra del Vino y Valles de Benavente.

En Tierra del Vino, la vendimia se inició el 8 de septiembre y la uva ha comenzado a entrar en las bodegas. La campaña se presenta con buenas expectativas, ya que no se han registrado problemas durante el ciclo vegetativo ni heladas tardías y el estado sanitario de la uva es bueno. Las estimaciones de producción son buenas y se calcula que habrá un mejor rendimiento en las variedades blancas que en las tintas, pero con una buena cosecha en general.