Con ese extra de motivación que supone sumar dos puntos, algo que no ha sido muy habitual hasta la fecha para el BM Zamora Enamora, los “Guerreros de Viriato” ponen rumbo al norte hoy para acudir al pabellón de Vallobín. Escenario al que los pistacho acuden con la intención de salir vencedores en su duelo frente al Base Oviedo para sumar dos puntos más a su casillero en División de Honor Plata.

La contienda, que se disputará a las 19.00 horas en suelo astur, es de gran importancia para el plantel de Fran González. Así lo indicó el técnico avilesino al término del último duelo frente Amenabar Zarautz al indicar que “quedaban dos finales” para el BM Zamora Enamora en este 2022, consciente de que la formación carbayona puede ser un rival de cara a la segunda parte del campeonato y los puntos en juego pueden no perder su valor de cara a la primavera de 2023.

El BM Zamora Enamora sabe que ese deseado botín, el de un triunfo que enlazar al primero de la segunda vuelta, no será sencillo de adquirir. Todo lo contrario, los pistacho esperan a ese equipo físico y no exento de talento que ya fue capaz de ganarles a principio de temporada. Un partido que, como todo el mundo espera del que se disputa hoy, se decidió por detalles en los últimos minutos.

“Son un equipo que tiene una primera línea muy potente, con muchos cambios, y un hombre como Gonzalo Carou en la defensa que les da un nivel alto atrás”, apuntaba Fran González, al que le ha dado tiempo de ver “tres o cuatro partidos del rival” para estudiar “como meterles mano”. Una tarea complicada en la que espera que se note “ese trabajo que se lleva haciendo desde hace dos semanas, incidiendo en el aspecto físico”, confiando en que el equipo “llegue bien al encuentro” y pueda “a base de rotaciones y trabajo, alcanzar el último cuarto de hora con un marcador que permita estar en partido”.

González, quien aseguró que pese al potencial físico de los ovetenses “a ganas de querer ganar y a pelear no van a ganar” los rivales no van a igualar al BM Zamora Enamora, cuenta en teoría con todos sus hombres disponibles para esta cita (salvo Aravena y Jortos). Un punto importantes pues, como se pudo observar ya en partidos anteriores, el entrenador asturiano cuenta con la aportación de todos los “Guerreros de Viriato” para poder ir acumulando puntos que acerquen la salvación a manos zamoranas. Un fin último que tratará de aproximar a través del trabajo defensivo y el talento de un plantel deseoso de mostrar su verdadero potencial a base de triunfos.