Ricardo Vasconcelos, entrenador del Recoletas Zamora, estaba muy satisfecho tras el encuentro sobre todo por la capacidad de las suyas de reponerse y cambiar el chip respecto al anterior partido disputado en Melilla. “El equipo reaccionó bien. Al final, ganar es lo más importante y las jugadoras supieron reaccionar y cambiar el chip, estoy contento con eso”. En cuanto al choque ante Lima Horta, puso en valor la buena primera mitad rubricada por las suyas, que tuvieron el choque muy controlado y brillaron en ataque y, por supuesto, en defensa, una circunstancia que queda clara con los 50 puntos anotados por el rival. “No pudimos hacer mucho trabajo de scouting, pero el equipo estuvo bien, sobre todo en la primera parte, buscando canastas fáciles, y me quedo con eso. En la segunda parte hemos tenido más fallos, pero es algo normal, hemos estado controlando los tiempos”. A este respecto, el técnico recordó el cansancio de sus jugadoras por el último encuentro y también el hecho de verse con cierta ventaja que les haya llevado a relajarse ligeramente, aunque la victoria nunca peligró. Con todo, Vasconcelos felicitó a las suyas por el esfuerzo, y es que asumían el choque con dos bajas y justas de gasolina.

La actividad para el equipo zamorano no se detiene y ya están todos con la mente puesta en su próximo compromiso. El equipo naranja se desplaza para jugar el domingo en feudo de Ardoi. En este choque volverá a asumir las bajas de Barneda y Carvalho, mientras que a día de hoy es duda Bintou, que está a la espera de conocer el alcance de su dolencia de tobillo.